Gendarmes del Escuadrón Seguridad Vial "Villa María" realizaban un control de rutina en el kilómetro 588 de la autopista Rosario- Córdoba, en inmediaciones del peaje de James Craik. Eligieron al azar uno de los autos que circulaban, le hicieron señales al conductor para que se detuviera y revisaron el vehículo. Cuando abrieron el búal no lo podían creer: hallaron un millón de dólares en efectivo y cheques por 35 mil de la misma moneda estadounidense.

Como si fuera poco, también encontraron dos pistolas 9 milímetros, tres cargadores con 38 municiones del mismo calibre, un revólver 38 y cuchillas.

Armas secuestradas en el control de rutina.

El dinero estaba oculto en dos maletines. “Con intervención de personal de Delitos Económicos de la Unidad de Investigaciones de Delitos Complejos y Procedimientos Judiciales Villa María, se contabilizó un total de 1.000.000 de dólares estadounidenses en efectivo y cheques con un monto de 35.415,45 dólares”, precisó la Gendarmería en un comunicado.

Las dos personas fueron detenidas y puestas a disposición del Juzgado Federal de Villa María, a cargo de Roque Ramón Rebak.

El hecho ocurrió el martes último, pero trascendió este viernes. Los apresados, cuya identidad no fue difundida, fueron liberados ayer porque pudieron justificar el origen de lo portado.

Las personas, una de las cuales es un policía de la Federal retirado, presentaron documentación que acreditó que circulaban con ese monto de dinero y las armas debido a que trabajan en la seguridad del traslado de efectivo para una empresa de esa actividad.

Crónicas Policiales: todas las noticias de hoy