Un joven fue apuñalado por un patovica del salón de fiestas Puerto España de Rosario a la salida de una graduación. El agresor quedó en prisión preventiva hasta el 10 de febrero por "lesiones gravísimas en calidad de autor", mientras que el muchacho tuvo que ser intervenido para extirparle el bazo, ya que la "hemorragia masiva" puso en riesgo su vida.

La víctima, Santiago B., de 24 años, tuvo que ser intervenido de urgencia para extraerle el bazo a raíz de la lesión que le provocó el puntazo perpetrado por el agente de seguridad Luciano Nicolás M. "El paciente ingresó por una herida de arma blanca con compromiso del bazo", lo cual requirió "cirugía de urgencia donde se le realizó una esplenectomia", sostuvieron en la clínica.

Y si bien admitieron que en un primer momento hubo riesgo de vida por el abundante sangrado, "actualmente se encuentra clínicamente estable, sin ventilación mecánica y con buena evolución", aunque "sigue internado en terapia intensiva". El ataque ocurrió en medio de una discusión que tuvo lugar en la puerta del salón ubicado en Arturo Illia al 1600.

Si bien admitieron que en un primer momento hubo riesgo de vida por el abundante sangrado, "actualmente se encuentra clínicamente estable, sin ventilación mecánica y con buena evolución",

Allí, por razones que están siendo investigadas, el personal de seguridad abordó al joven y le propinó un puntazo en el costado izquierdo del abdomen para ponerle fin a una gresca.

Ver comentarios