Un peluquero de 19 años que había sido baleado en el pecho durante un robo en el oeste de la capital mendocina murió tras permanecer seis días internado, informaron fuentes policiales.

El joven, identificado como Marcelo Paredes, había recibido un disparo en el tórax en la noche del viernes, cuando al menos tres delincuentes encapuchados ingresaron a la peluquería y barbería ubicada en una vivienda del barrio La Favorita.

Según detallaron las fuentes, los delincuentes amenazaron con armas de fuego a la víctima y uno de ellos le disparó al joven en el pecho, dejándolo gravemente herido.

Marcelo Paredes posando en la peluquería.

Tras el hecho, los ladrones tomaron el celular de Paredes y otras pertenencias y se escaparon a en un Renault Megane. El pibe fue trasladado en un vehículo particular hasta el hospital Lagomaggiore, donde fue operado y quedó internado en grave estado hasta que este jueves a las 13 se notificó su fallecimiento.

Familiares y allegados a la víctima expresaron su dolor y reclamaron justicia por el asesinato del joven a través de múltiples mensajes en las redes sociales.