El hecho ocurrió en el barrio Villa Igoillo.

El padre de la adolescente que fue violada por un grupo de entre 10 y 12 menores cuando festejaba su cumpleaños número 15 en su vivienda de San Pedro reclamó que se haga justicia y cuestionó que todos los sospechosos del ataque permanezcan en libertad.

El hecho ocurrió durante la madrugada del domingo cuando un grupo de menores entre 14 y 16 años llegó a su cumpleaños, la sacaron de su casa y la llevaron por la fuerza a un descampado del barrio Villa Igoillo. 

"Esperemos que se haga justicia, no pueden estar sueltos estos hijos de p..., no se puede decir otra cosa", manifestó el papá.

Agregó que los acusados "se enteraron del a fiesta por Facebook, fueron y la engañaron con darle un regalo y la sacaron de la casa". Detalló que su hija tiene marcas en los brazos y espaldas.

Además, relató que ningún padre de los menores se acercó a la vivienda. "Ella está mal, viajó a San Nicolás y se descompensó en el camino. Sabemos que los agresores son todos chicos. Dicen que habría un mayor pero aún no podemos confirmarlo", dijo.

"Cuando se dio cuenta que la llevaban engañada para el lado del campo, empezó a gritar, llorar e intentó defenderse. Le pegó a uno pero no pudo hacer nada. El lugar estaba lleno de agua y la dejaron tirada. Un amigo de la joven se dio cuenta que faltaba en la casa, salió a buscarla con una linterna y cuando los agresores vieron la luz salieron corriendo", precisó.

Los acusados volvieron al cumpleaños como si nada. Cuando la adolescente llegó, los cruzó y los acusó frente a todos.