Un hombre fue condenado a prisión perpetua al ser encontrado culpable de haber asesinado a un traficante de drogas a quien, junto a otros tres cómplices, llevó secuestrado de una vivienda de la ciudad de Córdoba para exigirle dinero, en marzo de 2014, informaron fuentes judiciales.

El condenado es Gerardo Fabián Fernández (36) alias “El Diente”, a quien el fiscal general de Córdoba, Carlos Casas Noblega, acusó además de integrar una banda dedicada a “extorsionar a vendedores de drogas para lograr su impunidad, ya que éstas personas no realizan denuncias por encontrarse en la ilicitud”.

El hecho tuvo lugar el 11 de marzo de 2014 cuando el condenado, vestido de policía y acompañado de otros tres cómplices no identificados ingresó armado en la vivienda de Carlos Dante “El Colorado” Leal (56), ubicada en Matheu al 3500 del barrio de San Vicente de la capital cordobesa.

Fernández y uno de sus cómplices amenazaron con armas de fuego a la víctima, quien se encontraba junto a su ex pareja, Carolina Vergara (33) y un amigo, mientras que los otros dos integrantes de la banda se quedaron en la puerta del domicilio, de vigilancia, según destaca la página del Ministerio Público Fiscal nacional.   

Como no encontraron dinero ni drogas en el lugar, los delincuentes sacaron a Leal a punta de pistola y se lo llevaron cautivo en el Peugeot 307 gris de su mujer.

Leal había sido condenado en una causa por comercialización de cocaína pero se encontraba en libertad a la espera de que le confirmaran la condena.

Poco después del secuestro, los captores realizaron llamados extorsivos a la esposa de la víctima en los que exigían el pago de un dinero en efectivo a cambio de la liberación de Leal. 

Sin que se materializara pago alguno, los captores asesinaron de dos disparos a la víctima, cuyo cuerpo fue encontrado debajo del puente del camino Chacra de la Merced por un guardia de una cantera ubicada en las cercanías del lugar.

En su alegato, el fiscal Casas Noblega consideró que a partir de la gran cantidad de elementos probatorios vertidos en el debate se encontraba plenamente acreditada la intervención y responsabilidad de Fernández en el hecho imputado. 

En este sentido, enumeró el reconocimiento efectuado por testigos que presenciaron el ingreso de Fernández al domicilio y los resultados de las pericias efectuadas sobre antenas y sábanas telefónicas, que evidencian que el aparato telefónico que tenía el imputado estaba en el lugar donde transcurrieron los hechos.

Además, citó las intercepciones telefónicas que respaldan su intervención en el secuestro y homicidio y el hallazgo de una huella dactiloscópica del imputado en la propiedad de la víctima. 

Según testimonios en el juicio y durante la instrucción de la causa, la banda habría actuado bajo la presunción de que la víctima guardaba dinero en efectivo de su ex mujer, quien por entonces se encontraba en pareja con una persona que cometía estafas. 

El Diente ya había sido condenado a siete años y cuatro meses de prisión por la Cámara Tercera del Crimen de Córdoba en diciembre de 2017 por “robo calificado” y una “tentativa de homicidio”, entre otros delitos.

Los jueces del Tribunal Oral Federa. (TOF) 2 de Córdoba, Carlos Lascano, José Asís y Julián Falcucci, condenaron a Fernández a la pena máxima del Código Penal como “coautor del secuestro extorsivo y homicidio” de Leal y ordenaron que se profundice la investigación tendiente a identificar a los otros integrantes de la banda que cometió el hecho.

Fuente: Télam