Así quedó tendido el asaltante, horas antes de fallecer.

El último martes, a las 21 horas, dos malvivientes que se trasladaban en moto intentaron asaltar un local de venta de insumos informáticos y accesorios para celulares emplazado en la intersección de las calles Santa Ana y Vieytes ,de barrio Alto Alberdi, en Córdoba, y uno de ellos falleció al tiempo que el otro escapó corriendo, dejando el vehículo abandonado. 

Según fuentes policiales, el delincuente que murió, fue identificado como Marcos Maximiliano Ceballos, de 35 años, quien luego de amenazar con un arma de fuego al dueño del citado local y forcejear con este, situación en la que habría sufrido un fuerte golpe en la cabeza, cayó sobre una vitrina y nunca se reincorporó.

En tanto, en los primeros minutos de esta situación la víctima de asalto se defendió, mientras que sus gritos alertaron a vecinos y gente de otros comercios que de inmediato lo socorrieron.

En principio se dijo que estas personas comenzaron a golpear al ladrón, y que este murió "linchado". Más tarde, las mismas fuentes indicaron que el malviviente fue derivado con signos vitales al Hospital de Urgencias.

Por su parte, el dueño del comercio fue demorado y luego recuperó su libertad.

En las últimas horas, según reveló la tomografía realizada a Ceballos, este no presentaba golpes contundentes, lo que confirma que no sufrió linchamiento. De esta manera, Cristina Gómez la directora del citado nosocomio, dijo: “Las lesiones no eran obvias ni de magnitud para justificar" el deceso. Además, el estudio de toxicología indicó que el malviviente consumió drogas previo al delito.

A la espera de los resultados de la autopsia, Gómez informó que Ceballos sufrió tres paros cardíacos. El primero de estos cuando forcejeaba con el comerciante, siendo reanimado por el servicio de salud que rápidamente lo socorrió en plena calle. El segundo mientras era trasladado en la ambulancia y "cerca de las 4, tuvo otro paro, hasta que finalmente, a las 7.30 falleció", indicó la especialista en salud.

Por último, la causa esta a cargo de Jorgelina Gutiez, la fiscal del Distrito IV, Turno 6, quien investiga los hechos.


Detalles de los hechos

Según reveló el comisario que atendió el caso a los medios locales: “El hombre entró al local a preguntar precios y se fue, luego volvió, acompañado de otra persona, que en principio se trataría de un menor de edad, y en esa oportunidad llevaba un arma de fuego en la mano, el propietario, se resistió al asalto y se trenzaron en lucha”.

Tal como recordó el uniformado, en plena pelea ambos caen al suelo y el malviviente “allí, puede haber recibido un golpe al dar con la vitrina pero no fue algo de consideración”. Mientras que cuando se daba a la fuga, sin lograr su cometido, “trastabilló con unos escalones en la vereda y cayó nuevamente al suelo”, aclaró el comisario.

Acto seguido, “hablamos de que el comerciante contiene al damnificado, porque se encuentra al hombre sentado en el suelo desvanecido”, dijo el agente para concluir.