El hecho sucedió en el cruce de Bellaco y Suárez, cuando un efectivo de la Policía de la Ciudad notó que un malviviente intentaba robar a una persona en la vía pública. Al dar la voz de alto, el sujeto extrajo un arma y disparó contra el servidor público.  

En ese momento comenzó un tremendo tiroteo entre ambos, que culminó con el maleante abatido.