Durante su declaración, en los tribunales de Entre Ríos, Nahir Galarza indicó que: "Todos los días tengo la culpa de haber agarrado el arma en eso momento y no haber dejado que las cosas pasaron de otra forma".

"Estaba desesperada no me imagine nunca que iba a pasar una situación así"
sentenció la joven ante la Justicia.