El ministro de Seguridad, Aníbal Fernández, se refirió al conflicto mapuche en el sur argentino, durante una entrevista con "Chiche" Gelblung en Cronica HD y resaltó que lo que sucede en el lugar no se trata de un acto de "terrorismo".

"Quiten por favor ese mote del terrorismo. No existe tal cosa, es un delito común y como delito común tiene que trasladados en la provincia. Tienen que ser detenidos y juzgados en la provincia (de Río Negro) y nosotros vamos a ayudar de la mejor manera que se pueda", enfatizó el titular de la cartera de Seguridad.

Consultado por "Chiche" sobre la coordinación que lleva adelante con la gobernadora de Río Negro, Arabela Carreras, Fernández aclaró que "en ningún momento hubo un desacople" entre Nación y esa provincia.

"La gobernadora me contó lo que estaba sucediendo con un grupo que se decían a si mismos mapuches, pero yo le dije que no estaba de acuerdo con usar la fuerza contra ellos", remarcó el ministro de Seguridad, quien añadió que al "ver los desmanes que hubo", tomó la decisión de traladar a Gendermería al lugar.

Por otra  parte, en diálogo con C5N, Fernández cruzó a su par bonaerense, Sergio Berni, a quien tildó de "irresponsable" y criticó por sus declaraciones en torno al conflicto mapuche.

"Cuando uno está hablando de un delito de semejante envergadura, lo que metemos es en riesgo a todo un país. No se puede ser tan irresponsable de decir semejante cosa. No admito eso", resaltó.

Sobre esta línea, el funcionario nacional resaltó que "tendría satisfacción de darle alguno de los elementos para que conozca", e insistió en que si bien es "amigo" suyo, "no puede decir eso" ya que "es irresponsable mencionar un delito de esa envergadura en una situación de estas características".

"Ni el Presidente (Alberto Fernández) ni yo necesitamos ser aprobados por Sergio Berni. No necesitamos su aprobación, actuamos por nosotros mismos. Entendemos cómo son las cosas", ironizó a su vez el ministro de Seguridad de la Nación.

En ese sentido, Fernández también cuestionó la decisión de Berni de realizar esta crítica al accionar llevado adelante en el sur argentino en los medios de comunicación y resaltó que "nunca jugaría en contra del peronismo" en su caso.

"Ahora, si los otros no lo sienten así, no lo sé. Contra el país no juego nunca. Aunque suena patriotero. Contra el país no juego, contra el Presidente, menos; y mucho menos los intereses del peronismo que representa el Presidente", enfatizó Fernández.

Berni había considerado que existe "terrorismo" en el conflicto mapuche y afirmó que "es obligación del Estado enviar tropas" al sitio, para "terminar con este tipo de acciones".

Por su parte, en torno al operativo de seguridad que se lleva adelante en la zona de conflicto, Fernández sostuvo este lunes que cuentan con la presencia de fuerzas de Gendarmería, Prefectura, Policía Federal y Policía de Seguridad Aeroportuaria en la zona cordillerana de Río Negro donde se produjeron distintos ataques incendiarios. 

"Tenemos el escuadrón 34 y 35 de Gendarmería, tenemos a la Policía Federal y también a la Prefectura y a la Policía de Seguridad Aeroportuaria. Estamos todos en ese lugar con silencio, sin hacer demasiada bulla y mostrando todo lo que podemos", remarcó el ministro de Seguridad a Radio La Red.

Además, Fernández indicó que "el Presidente habló con la gobernadora de Río Negr. y tuvo una charla muy buena", en tanto que remarcó con relación a los ataques incendiarios que no tiene "la calificación de si son delincuentes" y despegó de la responsabilidad de los hechos al "pueblo mapuche".

"Soy respetuoso del pueblo mapuche, que no es el que está detrás de este tema; hay un grupo que no se sabe ni siquiera si son descendientes del pueblo mapuche y tienen que ser analizados, investigados y juzgados", concluyó.

Aníbal Fernández en Crónica HD