Ante la situación epidemiológica por la nueva ola de Covid-19, con el avance de la variante Ómicron, la Unión Europea (UE) decidió dejar a la Argentina, Australia y Canadá afuera de la lista de países desde los que se puede viajar a las naciones del bloque sin restricciones.

En un comunicado oficial, el Consejo Europeo consignó: “Tras una revisión en el marco de la recomendación sobre el levantamiento gradual de las restricciones temporales a los viajes no esenciales a la UE, el Consejo actualizó la lista de países, regiones administrativas especiales y otras entidades y autoridades territoriales para los que deben levantarse las restricciones de viaje. En particular, la Argentina, Australia y Canadá fueron eliminados de la lista”.

De esta manera, para nuestro país se cerró una etapa que había comenzado el ultimo 29 de octubre, cuando gracias a la mejora de su situación epidemiológica, fue incorporada a la lista de “países seguros”.

En ese momento, la Cancillería argentina explicaba que esa incororación mplicaba “que los viajes desde Argentina a la UE no deberían verse afectados por restricciones ligadas al Covid-19″, como las vinculadas con el estado de vacunación.

La UE abrió su frontera a turistas que estén plenamente vacunados con alguno de los fármacos autorizados por el bloque o por la Organización Mundial de la Salud (OMS), pero además mantiene una lista de “países seguros” -que revisa cada dos semanas- desde los que se permite viajar a personas no inmunizadas o inoculadas con fórmulas no aprobadas por esos organismos. Ese es el beneficio que los argentinos perderían a partir de ahora, aunque cada país puede imponer sus propias reglas.

Hasta el momento, la Agencia Europea del Medicamento (EMA, por sus siglas en inglés) autorizó cinco vacunas contra el Covid-19: las de BioNTech/Pfizer, Moderna, AstraZeneca, Janssen y Novavax.

La OMS además aprobó para uso de emergencia las de Sinopharm, Sinovac y Bharat. Por tal motivo, en caso de que los países reimpongan el estado de vacunación como requisito, aquellas personas inoculadas con Sputnik en la Argentina no podrían ingresar a esos lugares.