Esta semana, el Frente de Todos y Juntos por el Cambio protagonizaron un tenso debate en torno al crédito de 44.000 millones de dólares que la gestión de Mauricio Macri recibió del FMI. En este momento el Gobierno intenta renegociar esta deuda. Este es un nuevo capítulo a la tensión que reina entre el oficialismo y la oposición desde que JxC rechazó el Presupuesto 2022.

Como antecedente de esta tensión, el miércoles pasado, el Poder Ejecutivo convocó a los gobernadores a una reunión informativa en la que Martín Guzmán informó sobre la marcha de las tratativas con el Fondo. Sin embargo, los mandatarios opositores decidieron no concurrir -algunos mandaron una representación- y ahora reclaman un encuentro con el ministro de Economía en el Congreso, con la participación de todos los bloques parlamentarios.

En este sentido, fuentes parlamentarias de JxC adelantaron que los gobernadores radicales Gerardo Morales (Jujuy), Rodolfo Suárez (Mendoza) y Gustavo Valdés (Corrientes), junto a los jefes de los bloques opositores, esperan un aval por parte de la Casa Rosada para que se concrete esa reunión, que en principio estaba prevista para mañana, aunque aún no fue confirmada por el Palacio de Hacienda.

La postura de exigir un encuentro 'propio' con Guzmán, con la participación de unos pocos dirigentes del FdT, había sido adoptada días atrás por la Mesa Nacional de JxC, y al hacerse pública provocó una dura respuesta de unos cuarenta diputados del oficialismo, quienes consideraron "inaceptables" las condiciones pretendidas por la fuerza opositora.


La tensión fue manifestada por la vicepresidenta del bloque del FdT, Cecilia Moreau, quien dejó en claro el enojo del oficialismo con JxC al afirmar: "En 2 minutos, endeudaron Argentina en 44 mil millones de dólares, no consultaron al Congreso y hoy reclaman condiciones para asistir a una reunión informativa. Con esa misma soberbia ejercieron el poder. Nada cambió".

Los cruces entre el FdT y JxC subieron de tono en los últimos días y se profundizaron cuando la coalición opositora rechazó el Presupuesto 2022, aunque ese resultado no se replicó en la siguiente sesión, en el debate sobre Bienes Personales, en el que el oficialismo logró aprobar sus propuestas, entre ellos la suba en las alícuotas para los patrimonios más altos y para los propietarios de bienes en el Exterior.

En la última semana, la controversia volvió a escalar con el rechazo de los gobernadores Morales, Suárez y Valdés, más el jefe de gobierno porteño Horacio Rodríguez Larreta, a participar de la reunión que encabezaron el presidente Alberto Fernández y el ministro Guzmán, quien se encargó de explicar los detalles de las negociaciones con el FMI.