La sesión Bicameral en el Congreso terminó de la manera menos esperada. Gabriela Cerruti se paró entre gritos y apuntó hacia Luis Caputo, el Ministro de Finanzas al que minutos antes había interpelado sobre el proceso de endeudamiento en lo que va de la gestión de Mauricio Macri y su vínculo con cuentas offshore. En su mano, tenía un "papelito" que decía: "Tengo hijas de 11 y 13 años. No seas tan mala". Apenas lo leyó la diputada se levantó junto con Agustín Rossi y lo increpó, ante lo que el presidente de la comisión, José Mayans, levantó la sesión "por desorden".

"Sabía que yo iba a hablar. Y saben que escribí un libro sobre Caputo y Macri y tengo mucha información. Entonces me manda esto, en una actitud misógina y machista. Piensan que se llevan el mundo por delante. Hablan como en un tercer tiempo de rugby. El diputado Pino Solanas estaba hablando de cosas serias, acusaciones serias, y mientras él hacía esto, Caputo escribía un mensajito", dijo Cerruti en declaraciones televisivas.