Por Damián Juárez
djuarez@cronica.com.ar

El presidente saliente, Mauricio Macri, y el entrante, Alberto Fernández, se verán las caras este domingo en la Basílica de Luján, en una misa matutina convocada por la Iglesia Católica bajo la consigna “Por la unidad y la paz”.

Será una foto que servirá para mostrar una transición ordenada, aunque en la práctica el intercambio de información entre los equipos que se van y los que llegan haya sido mínimo, casi inexistente. La invitación a ambos corrió por parte de la Conferencia Episcopal Argentina, máximo organismo católico.

La Iglesia, que denunció la situación de la pobreza durante la gestión Macri, también será parte del pacto social al que convocará Alberto Fernández, y tendrá una silla en la mesa lanzada por el futuro mandatario para frenar el hambre en el país.

LEÉ TAMBIÉN: La agenda política entra en acción: todo lo que tenés que saber

Se dice que el encuentro tuvo la bendición del papa Francisco, quien desde Roma sigue muy atento, aunque con bajo perfil, todos los detalles de lo que pasa en Argentina. De hecho, la presidencia de Alberto Fernández sea probablemente el período durante el cual el pontífice visite nuestro país, tras no haberlo hecho durante la gestión de Cambiemos.

En la previa se aguarda el “mensaje” que bajará la Iglesia desde el púlpito de Luján: la ceremonia será presidida por el presidente de la Conferencia Episcopal, monseñor Oscar Ojea, obispo de San Isidro, y la homilía correrá por cuenta del obispo de Luján, Eduardo Scheinig.

Seguramente habrá mención a la situación social, a los argentinos que están por debajo de la línea de la pobreza y a la falta de trabajo. También se hará alusión a la necesidad de superar la grieta y fomentar lo que llaman “la cultura del encuentro”.

LEÉ TAMBIÉN: La dura respuesta de Fernández a las críticas de Macri

Habrá, además de políticos y religiosos, sindicalistas y empresarios, y Macri irá acompañado por María Eugenia Vidal, Horacio Rodríguez Larreta y Gabriela Michetti.

Un día con mucha política

Será una jornada para analizar lo que dirá la Iglesia, pero también las declaraciones políticas que se formulen. Tanto Alberto como Macri irán acompañados por sus parejas, Fabiola Yáñez y Juliana Awada, respectivamente.

“Tenemos tantos problemas que al menos entre nosotros haya paz”, dijo el presidente electo al confirmar en las últimas horas que irá a la misa. Llegará luego de haber completado su despedida en la Plaza de Mayo y mientras se prepara para el traspaso de mando.

En los círculos políticos y religiosos, antes de la misa, de lo que se hablaba es de cómo será la relación entre la Iglesia Católica y el gobierno entrante. A primera vista, el mejor vínculo que tendría el Papa con Fernández -considerando su relación de lejanía con Macri- puede hacer prever una comunicación más fluida.

Sin embargo, la Iglesia y el Observatorio de la Deuda Social de la UCA, uno de los organismos que mide el impacto de la economía sobre los más vulnerables, seguirán atentos a la evolución de estos datos. Eso puede ser un foco de tensión con un gobierno entrante que heredará una pesada situación económica y que no puede garantizar resultados inmediatos.

Dos datos más del encuentro en Luján: Cristina Fernández de Kirchner y Axel Kicillof hasta el sábado por la noche no habían confirmado su presencia, y tampoco se sabía si Alberto y Macri aprovecharán para mantener una reunión privada, ya que, si bien hablaron varias veces, no se vieron cara a cara desde la visita del presidente electo a la Casa Rosada, al día siguiente de su triunfo del 27 de octubre.

Ver más productos

La beata Laura Vicuña, en el recuerdo de la iglesia católica.

La iglesia recuerda hoy a la beata Laura Vicuña

"El alma de las flores", el libro de Viviana Rivero que podés adquirir en www.cronishop.com.ar

Lecturas de verano: dos generaciones atravesadas por un mismo destino

El presidente Alberto Fernández trabaja en distintas cuestiones.

La lista de candidatos a la embajada del Vaticano que prepara Alberto

Alberto y Francisco, un encuentro que no sorprende

Alberto y Francisco, un encuentro que no sorprende

Ver más productos