La ministra de Seguridad, Bullrich, en contacto permanente con el Jefe de Estado.

Por Roberto Di Sandro
El Decano
69 años en la Casa Rosada
rdisandro@cronica.com.ar

En Olivos y muy reservadamente se llevan a cabo numerosas reuniones. En medio de las caminatas que hace el Presidente por el conurbano y en ocasiones a todo el país, estos encuentros no visibles tienen mucho que ver con la desaparición de Santiago Maldonado y ahora con las amenazas que van creciendo contra el gobierno.

Patricia Bullrich es una visitante casi constante en estos días de la residencia de Wineberg y Villate y la gente que la rodea en el ámbito del Ministerio de Seguridad le acerca al mandatario nuevas estructuras de controles para los próximos días. Se han sumado ahora varios encuentros destinados a tratar el clima adverso que los alumnos de los colegios capitalinos han generado al tomar las instalaciones de varias escuelas.

El equipo gubernamental, del área Educación, está analizando en detalle esta situación y sus derivaciones, por lo que el jefe de la Capital, Rodríguez Larreta, ha sido citado varias veces a las reuniones presidenciales.

En tanto, los gobernadores, con el problema de la coparticipación y la CGT, armonizando ahora con el Ministro de Trabajo, buscan un contacto directo con Macri para explicar cuáles son sus deseos de no entorpecer un camino sinuoso como es el económico y lograr soluciones a una serie de problemas.

El Presidente, según escuchamos en las últimas horas en los pasillos de la Casa Rosada, está esperando el momento para poder abrir las puertas de su despacho para recibir a ambos sectores, tras una serie de pedidos para ese encuentro que han llegado en las últimas horas. Hay más novedades en el ámbito oficial y fuera de él que iremos contando en esta nueva edición de “Intimidades”, con adelantos y momentos que son insólitos, pero que en estos tiempos se convierten en actos de una realidad absoluta aunque usted no lo crea.

Una y una
Sin duda, la situación económica y social es la que preocupa. Por ejemplo, en las últimas horas los ministros de Economía, Producción, Energía y sus colaboradores le dijeron al mandatario que está creciendo la industria y “vamos mejorando la economía para el futuro”. Algunos números les dan la razón, como, por ejemplo, el crecimiento en la industria y en las obras públicas que se realizan, sumando puestos de trabajo que son esperados con los brazos abiertos por vastos sectores de la población actualmente olvidados.

En tanto, otras evaluaciones hacen crecer la inquietud del gobierno y en especial de Macri. Es la reducción del consumo, como puede observarse en diferentes locales de venta de productos básicos. “No hay mucha plata en los bolsillos”, le han dicho a Macri en los últimos días algunos de sus asistentes. Escuchan entonces el propósito del número uno de buscar rápidas soluciones en torno a la realización de obras diversas en todo el país. El ministro de la Producción viaja constantemente al interior para establecer contacto con todos los sectores y, en especial, con aquellos que deben buscar la forma “de invertir sin miedo porque el país ya comenzó a caminar”, informan las fuentes que uno consulta aquí, en este edificio de Balcarce 50.

Maratón presidencial
Ya su agenda está prácticamente llena de visitas al conurbano y al interior del país. No lo muestran oficialmente, teniendo en cuenta la costumbre que han tomado de “no adelantar nada” hasta que el protagonista esté “en el lugar”. El protagonista es lógicamente el Presidente, quien tanto ayer como hoy va a caminar diferentes zonas del conurbano. Para mañana, lunes, según nuestras fuentes Macri tiene previsto un discurso de importancia ligado directamente con el propósito de revelar cuál es el plan de medidas que adopta el gobierno en el campo social.

Las elecciones se vienen encima y quiere ganar “con bastante margen” en la provincia de Buenos Aires. La gente cercana al Presidente tiene un optimismo absoluto de que “los números a favor de Cambiemos van a cambiar a favor en la provincia”. Algunos mostraron en reservados contactos en el Ministerio del Interior que “ahora se lleva entre dos y cuatro puntos de diferencia con el contendiente más contundente, que es la ex presidenta” pero al mismo tiempo los últimos guarismos que llegan muestran una gran desazón en los sectores de Sergio Massa y de Florencio Randazzo. Escuchamos el otro día, por ejemplo, una voz bien profunda del gobierno decir: “Vamos a tomar gran distancia porque muchos de esos votos se volcarán al PRO”. Eso piensan en Balcarce 50, aún cuando algunas otras voces apunten menos optimistas al decir: “Soñar no cuesta nada”. Qué lindo se pone esto, ¿verdad?.

Breves y sabrosas
Este bloque es un clásico de los domingos. Enumera lo real, concreto y también lo que surge de ciertos hechos insólitos convertidos, no obstante, en realidad. Por eso: 1) Nuestro colega y colaborador permanente Bernardo Gonçalves Borrega se acerca a esta máquina Olivetti y le anticipa modificaciones que se hacen en el segundo piso de La Rosada: nuevas oficinas, elementos técnicos de último modelo y mucha modernización en instrumentos de seguridad en toda la Casa. Existe el propósito de renovar constantemente el interior del templo del poder “para adecuarlo al Siglo 21”, remarcan. 2) Insisten en que, “en poco tiempo más, un plan de obras públicas cubrirá 200.000 nuevos puestos de trabajo más”. Macri lo prometió en una de las tantas caminatas. 3) Estuvo en la Ciudad de los Niños. El Presidente habló y alguien muy cerca le recordó que esas obras la hizo Perón en el año 1951 y el líder cumplió con su deseo de siempre: “Los únicos privilegiados son los niños”. Que lo recuerden todos. 4) Dicen que Gabriela Michetti trae un mensaje bien reservado para Macri del presidente de los Estados Unidos. ¿Qué dirá? 5) Posse, un radical que apoya a Macri, dice: “En octubre el pueblo va a elegir si mira hacia adelante o vuelve al pasado”. También presidió un acto donde arengó a empresarios y funcionarios a ponerse de acuerdo para invertir y generar las medidas para facilitar ese propósito. El número 6), último del bloque, termina con un anuncio: “Se pagará a todos los jubilados dentro del Programa Reparación Histórica”. El Presidente hará anuncios próximamente sobre esto y quizás haya “algún plus más”. Lo dijo Paulino Caballero, subsecretario de Relaciones con las Provincias. Ojalá sea cierto.

Que sí, que no
Se habla de ajuste. El aumento de las tarifas lo demuestra y dicen que el factor impositivo está avanzando. Hay sectores del gobierno que no quieren saber nada, o por lo menos buscar una manera bien gradual para no afectar aún más el bolsillo de la gente bastante vapuleado en los últimos tiempos. Sin embargo, los estudios están dando vuelta por los despachos oficiales. Nafta, gas, luz y otros servicios están siendo analizados y, también por el lado del transporte, el ministro Guillermo Dietrich evalúa si se resolverá un aumento de precios en los colectivos o se seguirá aportando ayuda económica a las empresas. Nadie contesta a la pregunta. Pero por allí dicen que hay “un dibujo bien estructurado de futuros incrementos después de las elecciones”. Y, bueno, habrá que esperar. No se excedan, señores. Hasta dentro de siete días. El viernes, como siempre, va nuestra emisión televisiva por Crónica a partir de las 10 de la noche. Buena semana.