El Consejo Directivo de la CGT definirá este lunes a primera hora si la huelga general por 24 horas convocada en rechazo a la reforma previsional se concretará a partir de las 12 del mediodía o si comenzará a la cero hora del martes.

La cúpula cegetista analizará desde la 9 en Azopardo 802 dos posibilidades para la protesta: una que prevé el paro a partir del lunes al mediodía, y la otra que busca que la huelga comience a la cero del martes.

Uno de los triunviros cegetistas, Carlos Acuña, del gremio de estaciones de servicio, consideró que un paro el martes favorecerá la convocatoria a marchar el lunes al mediodía hacia el Congreso Nacional, que debatirá a partir de las 14 el proyecto de reforma previsional, con la inclusión de un nuevo cálculo de actualización de haberes de los trabajadores pasivos.

"¿Cómo garantizamos la vuelta a casa de los que vienen a trabajar el lunes a la mañana y después se quedan sin transporte para volver a sus casas?", cuestionó Acuña, que representa al sector sindical de Luis Barrionuevo.

Sin embargo, voceros de otro sector de la conducción cegetista, inisistíeron con que la huelga se realizará desde 12 del lunes hasta las 12 del martes.

De concretarse cualquiera de las alternativas, será el segundo paro general de la CGT contra medidas del gobierno del presidente Mauricio Macri.

En abril pasado, la central sindical realizó una huelga general de 24 horas para expresar su rechazo a la política económica vigente. Las dos CTA, la Asociación de Trabajadores del Estado (ATE) y otras organizaciones gremiales y sociales anunciaron también que se movilizarán el lunes al mediodía la Congreso.

El secretario general de la CTA-Autónoma, Pablo Micheli, confirmó la participación de su sector y anticipó que se concentrará a partir de las 12.30 en Avenida de Mayo y San José.

El líder de ATE nacional, Hugo Godoy, señaló que los empleados públicos se concentrarán desde las 12 en Avenida de Mayo y Luis Sáenz Peña, mientras que las organizaciones piqueteras se reunirán a la misma hora en el cruce de Avenida de Mayo y 9 de Julio.

La Unión Obrera Metalúrgica (UOM) participará también de la protesta frente al Congreso y movilizará a todos sus delegados para reclamar en contra de la iniciativa gubernamental, indicaron voceros gremiales.

A las 8, Barrios de Pie, la Corriente Clasista y Combativa (CCC) y la Confederación de Trabajadores de la Economía Popular (Ctep) cortarán el tránsito en los accesos a la Ciudad de Buenos Aires con la idea de presionar a la CGT para que efectúe un "paro activo" contra las reformas del Gobierno.

A la movilización al Parlamento se sumará la Confederación de Trabajadores Municipales (CTM) de Rubén García, enrolado en la CGT, quien informó que los trabajadores de los municipios bonaerenses se concentrarán desde el mediodía en la esquina de las avenidas Independencia y Entre Ríos.

Además, anticiparon su participación en la marcha los partidos de izquierda y referentes del kirchnerismo, el peronismo y el radicalismo disidente de la conducción partidaria.

También militantes de organismos de derechos humanos se sumarán a la movilización ante lo que consideraron "un despojo a jubilados, pensionados, titulares de asignación universal".
La Federación Docente convocó para mañana a un paro nacional y a la movilización en rechazo de lo que consideró "la mal llamada reforma previsional".