El ex ministro de economía y actual candidato a presidente Roberto Lavagna, reafirmó que la propuesta de Consenso 19 es "el diálogo absolutamente abierto" descartando la ruptura con Alternativa Federal y agregó que el objetivo principal de la coalición es "armar un gobierno de unión nacional".

"El diálogo siempre hay que mantenerlo abierto, pero estamos en un momento de clarificación. Cuando las cosas se ponen confusas, cuando no se sabe para dónde se va y parece que se inclina para un lado de la grieta es bueno clarificar un poco las cosas. El diálogo no es solo dentro de la alianza federal sino en Consenso 19 , sectores radicales... empezaba a haber posiciones personales, válidas pero distintas. Entonces se empieza a perder cuál es el sentido de orientación. Esto se trata de sacar a la Argentina del estado de estancamiento en el que está, de pensar en la gente", comenzó relatando el economista.

"Nosotros estamos intentando armar un gobierno de unión nacional porque nadie tiene mayoría ni la va a tener. No se puede seguir con ese intento de gobierno de minorias", analizó. Y agregó: "Alternativa Federal es solo justicialismo. El espacio de Consenso 19 tiene otros espacios políticos, lo que hace es salir de la grieta hacia un lado o hacia el otro. Alternativa Federal quiere mezclarse con uno de los lados de la grieta y esa no es la posición que creeemos que tenemos que tener si queremos una alternativa de verdad".

Sobre el vicepresidente de la fórmula dijo: "lo decidiremos en una mesa de consenso. Lo vamos a discutir en el buen sentido hasta encontrar a quien resulte mejor. Pichetto tiene todas las cualidades para serlo, yo he ido más lejos de hecho hasta podría presidir una fórmula".

Lavagna puso principal énfasis en la economía estancada que atraviesa el país "desde hace 8 años", y la ligó directamente al proceso inflacionario y la recesión que se vive en la Argentina. "Hace 8 años que Argentina está enstancada, los últimos 4 del gobierno anterior y los de este Gobierno. En las economías donde no se crece y donde no se produce con mucha frecuencia hay procesos de alta inflación", explicó.

Para encontrarle una solución a la inflación, el candidato a presidente no titubeó y apuntó a que reactivar la economía interna es la clave para bajarla. "Hay miles de máquinas paradas, hay camiones tapados con lonas y millones de personas que tienen un trabajo ineficiente o directamente que no lo tienen. Hay que pensar cuáles son los obstáculos para remover y empezar a producir", explicó.

"A largo plazo para combatir la inflación se tiene que producir, cuando hay más bienes sirve como base de política antiinflacionaria. No lo es todo pero es un punto central. Cuando hay el nivel de recesión que vivimos en este momento, cuando a las PyMES les cuenta sobrevivir la tentación de subir precios es muy fuerte. Eso se corrige con producción", profundizó al respecto.

Lavagna, además expresó que en la gente vio "niveles de insatisfacción y bronca" pero que "la decepción es enorme y en muchos casos hay desánimo". "¿Qué puede hacer un ciudadano frente a una economía que lleva 8 años estancada por más que ponga esfuerzo y voluntad? Acá no se produce, ni se compra, ni se vende más", dijo de manera tajante.