Por Alejandra Gallo
@alegalloinfo

El equipo económico enfrenta una prueba de fuego, el próximo martes martes: busca canjear 115.000 millones de pesos del Boncer 2020 que vencen a fines de este mes por una combinación de títulos a mediano y corto plazo como parte de su programa de refinanciación de la deuda.

Este canje se efectúa luego de que el ministro de Economía, Martín Guzmán, señaló que pospondrá hasta el año próximo el pago de capital e intereses previsto para este año delos títulos en dólares emitidos bajo legislación local. También ocurre en medio de las negociaciones aún en curso para reestructurar  68.842 millones de dólares emitidos bajo legislación extrajera.

Un bono es casi como un pagaré; es decir el Estado le “pide prestado” a la gente que lo compra y le dice que en un tiempo determinado le pagará esa misma plata que invirtió al comprarlo más un interés. Ocurre que cuando menos probabilidades de cobrarlo hay, ese bono cotiza cada vezmenos.

En este contexto internacional de incertidumbre por el impacto en la economía mundial del coronavirus, lo que elPalacio de Hacienda teme es que lo que no se logre canjear del bono, tenga que pagarlo de todos modos  y que ese dinero se vuelque al dólar que ya roza los $100.