Por Luciano Bugner 
@lucianobugner 

El reclamo en búsqueda de la actualización de la cláusula gatillo fue el puntapié inicial de la huelga que este lunes realizan los sindicatos aeronáuticos. En medio del conflicto salarial, el gobierno echó leña al fuego: pone constantemente en escena una posible privatización de Aerolíneas Argentinas, empresa que días atrás suspendió a 371 empleados.

Ante ese panorama, los gremios aéreos no descartan parar nuevamente en los próximos días. Para los sindicatos que hoy encabezan el paro (Apla, Uala, Apta, Upsa y Apa) el responsable del conflicto en Aerolíneas Argentinas y Austral es el ministro de Transporte, Guillermo Dietrich, quien "tuvo la decisión de no pagar con los haberes del mes de octubre la cláusula gatillo correspondiente a la inflación de septiembre", le dijo a Crónica Ricardo Cirielli, secretario general de la Asociación del Personal Técnico Aeronáutico.

Ello, "sumado a la de empezar a negociar la paritaria 2018-2019 en los primeros meses del año próximo, no a partir de octubre del 2018 cuando venció; junto, con la amenaza de que la compañía carecía de fondos para operar más allá de abril próximo, fue el origen del actual conflicto en Aerolíneas Argentinas y Austral", explicó el gremialista.

Motivos sobran -según los gremios- para que las medidas se intensifiquen con el correr de los días, no descartando realizar una nueva huelga en las primeras semanas de diciembre. Como respuesta al paro, los 371 vuelos con más de 40.000 pasajeros previstos para este lunes fueron cancelados por la empresa bajo gestión estatal.

La firma explicó que busca "evitar situaciones de confusión y problemas para el pasajero" como las ocasionadas por el paro del pasado jueves 8, cuando durante 11 horas "los gremios tuvieron de rehenes a más de 30.000 personas que no pudieron volar, y a las que incluso privaron de la posibilidad de acceder a información sobre sus vuelos".

En las últimas semanas, la disputa entre los sindicatos y las empresas sumó un capítulo que acrecentó la grieta. La suspensión de los 371 trabajadores de Aerolíneas Argentinas -por las medidas del 8 de noviembre que paralizaron más de 200 vuelos- adelantó el paro que estaba previsto para después del G20.

A ellos se le suman las palabras de el ministro Dante Sica, quien resumió: "Es una potestad que tiene la empresa, por lo que consideró que las medidas fueron una violación a sus funciones, en lo que fue esa casi huelga que empezó como una asamblea".

La voz del gobierno

Y mientras el gobierno mantendrá un encuentro este mediodía con los representantes de la CATT, desde los ministerios de Transporte y Producción y Trabajo evalúan reunirse con los aeronáuticos antes del viernes, según le confirmaron a Crónica.

"El problema es una dirigencia sindical que ve el mundo aéreo como hace 50 años, cuando el mercado era distinto en todo el mundo. Y por eso somos poco competitivos en comparación con otras empresas aéreas", detalló Dietrich ante La Nación. Y si bien "de ninguna manera" va a ser privatizada la línea aérea, para Dietrich "eso no significa que se usen mal los recursos públicos. Sea estatal o privada, está la responsabilidad de ser autosustentable. Tenemos en el ministerio muchas empresas y con todas trabajamos desde la misma lógica. Toda la sociedad debería tener esta lógica".

Ver más productos

La Iglesia recuerda a San Juan Pablo II, Papa

La Iglesia recuerda a San Juan Pablo II, Papa

Miles de personas llegaron a la Plaza de Mayo desde distintos puntos de Capital y Gran Buenos Aires.

17 de octubre: una lealtad eterna

La Amazonia y la destrucción del mundo

La Amazonia y la destrucción del mundo

Ver más productos