En plena renegociación de la deuda por U$S 45.000 millones tomada durante la gestión de Cambiemos, el jefe de la bancada oficialista en Diputados, Máximo Kirchner, lanzó críticas este miércoles contra el ex presidente Mauricio Macri y el jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta. "Cualquier acuerdo que haya va a ser mejor que el que dejaron", opinó el legislador del Frente de Todos, tras considerar que el organiso de crédito "no puede tener una actitud tan golosa" en busca de alcanzar un entendimiento.

"Ponen cara de distraídos y no pueden explicar cómo se planificó en el gobierno de Cambiemos que la deuda sería abonada", sostuvo Kirchner en declaraciones radiales, en referencia a los dirigentes de Juntos por el Cambio. Y en ese sentido, le respondió a Rodríguez Larreta, que ayer ratificó que el acuerdo con el FMI debe ser debatido en el Congreso Nacional.

"Hace unos años (el entonces jefe de Gabinete), Marcos Peña decía que el tema del endeudamiento no iba a pasar por el Congreso. Son de la misma fuerza, ¿no?", se preguntó el jefe de la bancada oficialista y agregó: "Ha sido este gobierno el que ha establecido que tenga que pasar por el Congreso; es lo más sano que se debata y se discuta".

"Es lo que debería haber sucedido cuando se tomo el préstamo. Tiene que ser una discusión sana, que atraviese a toda las fuerzas políticas porque tiene que ver con el desarrollo posterior del país", continuó el presidente de la bancada del Frente de Todos en la Cámara baja.

"Lo que debería ensayar el jefe de Gobierno porteño, que tiene aspiraciones presidenciales, es explicarnos qué país pensaron ellos y el Fondo para que la Argentina pudiera enfrentar esas deudas en el 22 y el 23, cómo lo planificó el gobierno de Macri", aseveró Kirchner. En tanto, dio por hecho que, cuando el acuerdo con el FMI se trate en el Congreso, "tiene 126 votos seguros, los de Cambiemos", ya que "cualquier acuerdo va a ser mejor que el que ellos dejaron".

Las negociaciones del gobierno con el FMI

Al ser consultado sobre las actuales conversaciones con el Fondo, Kirchner dijo haber "un enorme desafío por delante: buscar algo sustentable y no caprichoso porque la realidad es una y los números son lo que son". Y luego agregó: "Hay que ir día a día para construir la mejor salida. (El FMI) no puede tener una actitud tan golosa después de las condiciones en las que prestó y con una pandemia. No es racional y queremos una salida racional".

Después de opinar que "el plan económico de Macri fracasó, como también lo hizo el de la dictadura", el jefe de la bancada del FdT en Diputados pidió "madurez" en los debates que se tengan que dar en el Congreso y lamentó que, cuando el oficialismo quiere dar estas discusiones, "la oposición salta con cosas muy raras, un día se pelean entre ellos, van y vienen".