Un proyecto parlamentario plantea la creación del Programa de Protección frente a los Descalces entre la Inflación y los Salarios para los Deudores de Créditos Hipotecarios, por el lapso de 30 años desde la promulgación de la ley, y la activación de un Fondo Fiduciario de Compensación Hipotecaria con el fin de blindar los préstamos otorgados en Unidades de Valor Adquisitivo (UVA) o en Unidades de Vivienda (UVI).

Se trata de un proyecto del diputado massista, Marco Lavagna, que le ganó de mano, en términos políticos, al gobierno para proponer una protección para los tomadores de esos créditos. La iniciativa deberá pasar, entre otras, por la Comisión de Finanzas que comandó hasta fines de noviembre pasado Eduardo Amadeo (PRO). En principio, recibió guiños del oficialismo, aunque Casa Rosada evalúa modificaciones al texto.