Damián Juárez
djuarez@cronica.com.ar

El diputado nacional y precandidato presidencial Daniel Scioli aseguró que se presentará a las Primarias Abiertas Simultáneas Obligatorias (PASO) para competir con todos los dirigentes que se anoten, incluida la ex mandataria Cristina Fernández de Kirchner.

"Voy a ser candidato contra Cristina o contra quien sea, pero principalmente contra la inflación. Las PASO son obligatorias", aseguró el ex gobernador bonaerense, quien agregó que es partidario de que "haya una gran PASO" porque "para ser presidente hay que ganarle a todos".

"Esto no es un enfrentamiento personal, es luchar por la agenda que se viene en el país", aclaró Scioli, quien además recordó que, en el famoso debate con el ahora presidente Mauricio Macri, previo al balotaje de las elecciones de 2015, "advertí lo que iba a hacer este gobierno, que prometía un cambio. Fue esta misma gestión la que generó la inflación que tenemos ahora".

Aseguró además que las medidas anunciadas por el gobierno en los últimos días son "coyunturales" y que no solucionarán el fondo de la cuestión económica.

Para sumar

Allegados al ex vicepresidente de Néstor Kirchner explicaron a Crónica que la decisión de ir a internas no debe leerse como una actitud de enfrentamiento con Cristina, sino como un intento de sumar votos.

"La idea de Daniel es hacer una PASO que luego sume al conjunto. Él no va a hacer de ningún modo una campaña anti-Cristina, sino con sus propias ideas, que ya son conocidas", aseguran en el entorno de Scioli.

De momento, la ex presidente no se lanzó como candidata, y la interna está planteada entre Scioli, Felipe Solá, Agustín Rossi y Guillermo Moreno.

El sciolismo interpreta que el ex candidato presidencial tiene "votos propios" y quiere hacerlos jugar para el mismo espacio del peronismo, con Cristina adentro, más allá de que ella finalmente encarne una candidatura. En la categoría a gobernador bonaerense, en tanto, es casi cantada la postulación de Axel Kicillof, aunque también está en carrera Martín Insaurralde y otros anotados, como Verónica Magario y Fernando Espinoza.

Por lo pronto, Scioli cree que su decisión de competir sumará "al espacio" y no le importa si compite y pierde frente a Cristina. Asimismo, considera que si la ex presidenta finalmente no es de la partida, tiene el camino allanado a la postulación presidencial porque no hay ningún otro candidato del sector que mida tanto como él.

Asimismo, Cristina también ve con buenos ojos que el candidato de la oposición tenga la fortaleza de haber ganado una interna, y quiere evitar las críticas que pueden ocurrir en caso de que hubiera un solo postulante por "aclamación".

La ex presidenta, más allá de si será candidata o no, cree que la propuesta opositora deber sumar sectores que excedan ampliamente el armado kirchnerista, ya que prevé una elección reñida y en la que a nadie le sobrarán votos.

Con respecto a Sergio Massa, puede que también se vea obligado a jugar en esta interna. Sin embargo la mayoría de los consultados cree que el ex intendente de Tigre seguirá en el peronismo nucleado en Alternativa Federal y que irá "por fuera" a disputarle espacio en la elección presidencial a Roberto Lavagna. En ese caso, el también ex jefe de gabinete debería medir fuerzas en una interna con el gobernador salteño, Juan Manuel Urtubey, y con el senador nacional Miguel Ángel Pichetto.