El ministro de Trabajo, Jorge Triaca, declaró este domingo que "si las instituciones funcionan y se prueba el delito” de corrupción en la obra pública, la ex presidenta Cristina Fernández de Kirchner "debería ir presa".

Triaca confía en el que el Gobierno de Mauricio Macri le de "todas las libertades a la Justicia para que investigue" las presuntas irregularidades en las licitaciones. El ex funcionario así se refirió a la causa que lleva adelante el juez federal Claudio Bonadio por los cuadernos de Oscar Centeno, ex chofer de Roberto Baratta, quien fue la mano derecha de Julio De Vido en el Ministerio de Planificación durante la anterior gestión.

"Yo creo que si las instituciones funcionan y se prueba el delito, Cristina debería ir presa. El Senado no tiene que generar un problema si eso pasa”, opinó el ministro en diálogo con Radio Mitre

El funcionario defendió a las empresas constructoras involucradas en los supuestos hechos de corrupción "una cosa son los directos y otras las empresas" .

El jefe de la cartera laboral declaró que "estos últimos dos o tres meses han sido duros" para "algunos sectores" y que "se han tomado varias medidas" para que crezca el consumo como "mantener y extender el programa Ahora 12". 

 Por último Triaca prometió "modernizar los convenios de trabajo" y ver "cómo cambiar eso para mejorar el potencial de los trabajadores".