La Cámara de Diputados de la provincia de Buenos Aires volverá a sesionar este martes a las 11 tras el escandaloso ingreso de Mario Secco (intendente de Ensenada) al recinto el pasado jueves. Entre las iniciativas se destaca la reforma jubilatoria para trabajadores del Banco Provincia, que contempla un aumento en la edad de retiro -de 57 a 65 años- y una nueva fórmula para calcular el beneficio.

El sistema previsional de la entidad bancaria bonaerense cuenta con casi 16.000 pasivos, que cobran haberes de un promedio de 45.000 pesos y que, en algunos casos, llegan a los 160.000, según estimaciones del gobierno provincial. Además, la próxima semana se tratarán los cambios en el régimen impositivo de cooperativas y un retoque al sistema de uso de ganancias de los peajes de Aubasa.

En el mismo orden, la Cámara Baja bonaerense debatirá en una nueva sesión el fin de las jubilaciones de privilegio para gobernador, vicegobernador y legisladores. La iniciativa contempla que la edad mínima de jubilación para gobernador pase de 55 a 60 años para mujeres y 65 para hombres, en sintonía con el régimen previsional de gran parte de los trabajadores de la Provincia.

A su vez, los años de servicio pasan de 30 a 35. Y la tasa de sustitución, como se calcula la fórmula con la cual se perciben los haberes, pasa de 82% a 70%. El Senado, en tanto, tendrá extraordinaria a las 15.