Por Ariel Guglielmetti
paranormales@cronica.com.ar

Los misterios espaciales son tan vastos como el universo mismo. Sin embargo, día a día, nuevos hallazgos le permiten a la humanidad dar respuestas a incógnitas que parecían imposibles de resolver. Tal fue el caso de un equipo de astrónomos de la siempre muy activa agencia aeroespacial estadounidense, para todos conocida como NASA, que en colaboración con otras agencias y tras años de búsqueda descubrió uno de los eslabones perdidos en la evolución del cosmos.

En una investigación que un grupo de científicos publicaron días atrás en el prestigioso periódico The Astrophysical Journal Letters, se evidenció la existencia de un agujero negro que, hasta ahora, nunca había podido ser captado. Se trata de un agujero negro de masa mediana, el cual se manifestó al desgarrar una estrella que había pasado muy cerca de él. La agencia aeroespacial describió el hecho como un “homicidio cósmico”.

Trabajo conjunto

El abordaje comenzó en 2006 cuando el observatorio en órbita de rayos X Chandra de la NASA y el satélite XMM-Newton de la Agencia Espacial Europea detectaron una potente emisión de rayos X llamada 3XMM J215022.4-055108. Años más tarde, estas emanaciones permitirían estimar una masa del agujero negro en 50.000 veces la masa del sol.

Dos opciones

El origen de estas emisiones podía tener sólo dos explicaciones: “Podía ser un agujero negro distante (fuera de nuestra galaxia) de masa intermedia que apareció y se tragó una estrella, o una estrella de neutrones que se estaba enfriando en nuestra propia galaxia”, le dijo el director del estudio, el doctor Dacheng Lin, a la BBC News.

Aporte del Hubble

Ante ambas posibilidades, el telescopio espacial Hubble entró en acción y apuntó a la fuente de rayos X para precisar su ubicación. Los resultados no dejaron rastros de dudas: las emanaciones provenían de un cúmulo estelar distante y denso en las afueras de otra galaxia. Según la NASA, este era justo el tipo de lugar en el que los astrónomos esperaban encontrar un agujero negro de tamaño mediano.

La importancia

¿Por qué es tan relevante este descubrimiento? Sucede que este tipo de agujero negro es clave para entender el origen y la evolución de los mismos. Si, por ejemplo, es a partir de los medianos que surgen los supermasivos, los cuales se hallan en los centros de galaxias masivas.

Además, los astrónomos buscan comprender cómo se forman y si tienden a ubicarse en cúmulos estelares densos, como el encontrado.

Figurita difícil

Sin embargo, los agujeros negros intermedios han sido particularmente complicados de encontrar dado que son más chicos en tamaño y menos activos que los masivos. Tampoco tienen tanto material cósmico cercano que funcione como combustible, ni un fuerte tirón gravitacional para atraer estrellas y producir destellos de rayos X. Por esto, haber estado en el lugar y momento exacto en el que el agujero se tragó a la estrella marcará un hito clave en la historia de la ciencia.

Ver más productos

Diego Armando Maradona y el último mundial

Diego Armando Maradona y el último mundial

Cuentos de buenas noches

Cuentos de buenas noches

Astrología: claves para conocer tu futuro

Astrología: claves para conocer tu futuro

Lo que querés saber sobreNéstor Kirchner

Lo que querés saber sobreNéstor Kirchner

ATR: el boom del placer

ATR: el boom del placer

Atención emprendedores: cómo vender más a pesar de la crisis

Atención emprendedores: cómo vender más a pesar de la crisis

Para aprender con los chicos

Para aprender con los chicos

¡Más crianza menos terapia!

¡Más crianza menos terapia!

Descubrí tu destino con Mia Astral

Descubrí tu destino con Mia Astral

Un Atlas para fanáticos del fútbol

Un Atlas para fanáticos del fútbol

Ver más productos