Por Ariel Martín Lopez
paranormales@cronica.com.ar

Los complejos carcelarios de cualquier parte del mundo, más allá de su modernidad o de sus sistemas de seguridad, que deben tener, suelen ser sitios en los que la paranormalidad, los hechos inexplicables, las situaciones tenebrosas y las historias más terroríficas pueden llegar a confluir sin desperdicio. En gran medida por las historias personales de quienes ocupan esos sitios y que tienen cuentas pendientes con la justicia, debido a malos actos.

Las propias penitenciarias denuncian las experiencias paranormales que viven diariamente

Empero también porque son lugares donde la vida y la muerte parecen entrelazarse de manera drástica, sin límites y con elevados riesgos, por lo que no es raro que allí las apariciones de espíritus fantasmales terminan siendo moneda corriente, aunque algunos piensen lo contraro. Algo de eso pasa en la India, donde las reclusas de la cárcel para mujeres de Tihar han denunciado estar viviendo una experiencia paranormal, al ser atormentadas por los inquietantes lamentos de un ente que, cada noche, hace retumbar todo el lugar…

A la hora señalada

Cuando las manecillas del reloj marcan las dos de la madrugada, el módulo seis de la prisión de Tihar, la cual está ubicada en las cercanías de Delhi, entra en un completo estado de pánico. No se trata de un hecho casual, pues cada noche, las prisioneras alegan haber avistado el espíritu de una mujer vagando las instalaciones durante las últimas semanas. Lo peor del asunto no es solo la experiencia paranormal, sino los escalofriantes lamentos que emite, privándolas de un sueño tranquilo. Los médicos del reclusorio han declarado que, desde que comenzaron las quejas por el fantasma, las prisioneras han estado presentando ataques de pánico y ansiedad constante.

Uno de los espacios de la prisión de Thihar

Pánico múltiple

La experiencia paranormal está tan grabada en su mente, que los guardias de seguridad han denunciado que, cuando se acerca la llamada «hora maldita», las mujeres comienzan a gritar y a llorar. Pero esto no es todo, pues, a pesar de que la inmensa mayoría de la población de la cárcel asegura que los sonidos principalmente comienzan durante la madrugada, otras presas también han escuchado las quejas durante el día. A pesar de que muchas personas han declarado que lo más probable es que se traten de los lamentos de otra reclusa debido a su desafortunado destino y no de un evento paranormal, todo parece indicar que no es así, pues cada una de las mujeres, por separado, ha declarado que también han escuchado al terrorífico ente.

¿A causa del espíritu?

Al unísono y con diferentes palabras pero igual versión, casi todas las reclusas explicaron que los extraños lamentos únicamente se escuchan cuando el reloj marca las dos de la madrugada, impidiendo que a partir de ese momento puedan dormir.

Esta noticia se ha hecho bastante conocida, especialmente en otras cárceles de la India. Y la polémica continúa en aumento, pues varios medios de comunicación han declarado que muchas muje res se han suicidado por el estrés de ser atormentadas por un espíritu maligno, aunque la cárcel no ha dado ningún comunicado oficial al respecto, y se han negado a confirmar o desmentir esas versiones fatales.

Muchos creen que la entidad fantasmal puede ser de una reclusa, de las varias que murieron en la larga historia del penal

Sí es verdad que las reas más antiguas que residen con largas condenas en Tihar coinciden en que este espíritu pertenece al de una mujer a quien se le condenó de manera injusta y decidió suicidarse antes de pasar el resto de su vida tras las rejas. Obviamente, los escépticos no se muestran satisfechos con las declaraciones de las reclusas y no creen que se trate de un evento paranormal, asegurando que el lugar no está embrujado y que lo más probable es que se trate de alguna histeria colectiva.

Sin importar lo que esté sucediendo, el estado mental de las reclusas está comenzando a ser afectado severamente, y se han dado peticiones formales de que se investigue el caso seriamente, ya que las mujeres no pueden ser trasladadas.

La superpoblación complica aún más

La prisión de Thihar se construyó a las afueras del estado de Delhi a finales de los años cincuenta y, desde ese momento, la población de reclusas ha crecido al punto de mantener una sobrepoblación constante que sobrepasa a los oficiales.

Actualmente hay un total de once mil reclusas, en unas instalaciones que se construyeron para albergar solamente a tres mil. Con una superpoblación que casi cuadriplica los límites permitido, hace que las condiciones de convivencia, higiene y orden son realmente precarias, y por momento incluso ingobernables para los carcelarios.

En ese contexto, a la problemática paranormal se le suma la brutalidad policial, que ha provocado la muerte de más de mil reclusas por año en el último quinquenio, por lo que la convierten a dicha unidad carcelaria en un verdadero infierno en la Tierra.

Ver más productos

Jacinto Hoyuelos Gonzalez, en el recuerdo de la iglesia católica.

La iglesia recuerda hoy a beato Jacinto Hoyuelos González

#ElChacal, el personaje que te informa.

Cómo surgió #ElChacal, el personaje que te informa y divierte

Francisco inédito: el silencioso camino de fe que lo llevó hasta el Vaticano

Francisco inédito: el silencioso camino de fe que lo llevó hasta el Vaticano

En cronishop.com.ar podés encontrar algunos de los mejores vinos y espumantes del mercado.

¿Cómo atraer a los Millennials al mundo del vino?

Macri se juntó con Alfredo Casero

Macri se juntó con Alfredo Casero

"Basta de recetas; amor por el país y por el pueblo"

"Basta de recetas; amor por el país y por el pueblo"

Ver más productos