WhatsApp es la aplicación de mensajería más utilizada del mundo. Se creó en 2009 y rápidamente llamó la atención de Facebook, que finalmente la compró en 2014. Pero no fue hasta este año que su adquisición desató una serie de escándalos, debido a las decisiones empresariales del conglomerado de Mark Zuckerbeg.

A principios de año, sufrió una migración masiva de usuarios hacia app de la competencia, como Telegram y Signal, por los cambios anunciados en sus términos y condiciones. Fue tal el rechazo que  varios Estados presentaron trabas y finalmente, WhatsApp cambió sus planes.

A la par, compañía se propuso que todas sus aplicaciones tengan cada vez más interactividad. Uno de los motivos es que Facebook advirtió su empeño por intentar poner frenos a prácticas que no ayudan a mantener un buen ambiente dentro de sus apps: algo que definen como una lucha decidida por "prevenir el peor abuso en Internet".

Es así que a aplicación de mensajería lanzó un plan para poner un alto al acoso sexual, el ciberbullying, las noticias falsas y el contenido ofensivo que se comparte por medio de esta red de mensajería. Cada vez que un usuario reporta algún inconveniente por el estilo, al menos mil trabajadores supervisan los casos denunciados.

En la actualidad, cuando un usuario de WhatsApp quiere denunciar un chat, debe reportar al usuario o a la conversación completa, y en ese caso se envían los cinco mensajes más recientes como contexto para que la app pueda tomar una decisión.

La información fue revelada por agencia de noticias independiente ProPublica, que demostró que las constantes afirmaciones de Facebook de que nadie puede leer el contenido de los mensajes de  WhatsApp eran falsas, y se desató un escándalo mundial.

Es por eso que la aplicación comenzó a probar una nueva función que permitirá a sus usuarios reportar mensajes concretos, en lugar de tener que denunciar la conversación completa, y en ese caso la aplicación pueda acceder solamente al mensaje en concreto.

El objetivo del nuevo control es denunciar ante los responsables de la aplicación potenciales prácticas delictivas para evitar fraudes o cualquier otro tipo de delito, pero sobre todo, para localizar y detectar potenciales abusos y prácticas de odio cometidas contra usuarios de la plataforma.

La nueva herramienta fue filtrada el pasado lunes por el sitio especializado WABetainfo.  Según precisaron, la función apareció en la versión de prueba de WhatsApp para celulares con iOS (a partir de su versión 2.21.190.12) y Android (desde 2.21.20.1).

Además, detallaron que estará disponible para todo tipo de chats, tanto conversaciones individuales, como grupos y, también, en aquellos canales de comunicación con empresas a través de WhatsApp Business.

Por el momento, no hay confirmaciones sobre su llegada a la versión final, o sea a la que tienen acceso todos sus usuarios. Además, habrá que esperar si algún organismo o Estado presenta alguna traba o tenga algo que añadir.

Así podrás reportar los mensajes en WhatsApp.