Ángelo Preciado fue cercado por los futbolistas del equipo uruguayo ni bien terminó el partido.

Para evitar el ataque, el defensor ecuatoriano arrancó uno de los banderines del córner del Centenario de Montevideo y se sacó de encima a los charrúas. 

Más allá del triste hecho, Independiente se impuso 3 a 2 con dos goles de Renny Jaramillo y otro de Gonzalo Plata y se metió en la final de la versión juvenil del certamen continental.

Para el equipo uruguayo habían anotado José Neris y Facundo Vigo.