La venta de inmuebles volvió a caer, pero desde el mercado aseguran que hay motivos para ser optimistas. Al observar las cifras en detenimiento se comprueba la magnitud de la crisis: la caída interanual del mes de mayo fue del 46%. Y se completa un año entero de retrocesos consecutivos, agravando las dificultades del sector.

Además, las escrituras formalizadas con hipoteca bancaria totalizaron 239 casos, 85,1% menos que las registradas un año antes: representaron el 7,5% del total, frente al 27% de un año antes. En otras palabras, el crédito hipotecario quedó congelado. Estos primeros cinco meses de hipotecas bancarias registraron 1027 casos, y es una baja del 89,1% respecto al mismo período 2018. "Sigue siendo el período acumulado más bajo de la serie histórica", advirtió el Colegio de Escribanos.

Sin embargo, los empresarios prefieren ver que comparado con el mes de abril, hubo un leve repunte del 15%, lo que analizan como una señal del freno de las mermas. Si bien en la comparación mensual se vio una recuperación, al medir el acumulado de los primeros cinco meses, se observó una caída del 51,8%, de acuerdo con el informe.