El mapa del mundo muestra un preocupante panorama, casi no queda ningún país o territorio que no tenga entre sus pobladores algún contagiado de coronavirus. Sin embargo, el último lugar al que el temible Covid-19 no llegó, paradójicamente es el más frío del planeta: la Antártida.  

Las aproximadamente 80 bases construidas en este inmenso continente de hielo acogen en verano a unas 5.000 personas que se reducen a alrededor de 800 o 1.000 en invierno. La Argentina tiene 13 bases. Seis son permanentes: Carlini, Esperanza, Marambio, Orcadas, San Martín y Belgrano II. Y 7 son temporales: Cámara, Decepción, Primavera, Melchior, Brown, Petrel y Matienzo.

La más grande es la estadounidense McMurdo, con capacidad para más de 1.200 personas mientras que China, muy interesada en expandir sus actividades en la Antártida, está construyendo su quinta base en este territorio.

El impacto se sintió igual

La Antártida no se pudo librar del impacto en el resto del mundo y sintió los embates del Covid-19. China, el gigante asiático, redujo notoriamente su actividad en las bases dependientes en cuanto se supo de la epidemia en Wuhan.

Las campañas de los otros países se estaban desarrollando con normalidad, pero la rápida propagación del virus por Europa afectó también a sus destacamentos.

Ver más productos

Opciones para los chicos en vacaciones

Opciones para los chicos en vacaciones

Astrología para este 2021

Astrología para este 2021

A 50 años del secuestro de Aramburu

A 50 años del secuestro de Aramburu

Tendencias que te cambian la vida

Tendencias que te cambian la vida

La victoria de River Plate

La victoria de River Plate

Una historia secreta sobre Boca Juniors

Una historia secreta sobre Boca Juniors

La herencia del amor a un club

La herencia del amor a un club

Los libros más buscados en 2020

Los libros más buscados en 2020

Las tendencias que profundizó el COVID

Las tendencias que profundizó el COVID

Claves de Alberto Fernández

Claves de Alberto Fernández

Ver más productos