Por Matías Resano 
mresano@cronica.com.ar 

En la localidad bonaerense de El Palomar, Marcos, a sus 12 años, enseña diariamente una voluntad y un esfuerzo por recuperarse que es conmovedor, incluso para su familia. También para extraños, que se han sumado desde diferentes puntos del país a una cruzada solidaria puesta en marcha para que el pibe pueda acceder a una bicicleta que no sólo le permitiría avanzar en su rehabilitación, tras sufrir un tumor cerebral, sino comenzar a recuperar su vida social, tras tres años intensos de tratamiento.

El 13 de marzo de 2016 comenzó la odisea de Marcos Martínez, cuando los dolores de cabeza se tornaron más frecuentes. Fue entonces que sus padres decidieron realizar una consulta médica y tras sucesivos exámenes, se le detectó la enfermedad. Poco después fue sometido a una intervención quirúrgica para extirparle el 90% del tumor, mientras que el 10% restante estaba aferrado a una vena. Si bien la operación fue exitosa, las complicaciones se sucedieron para el chico oriundo de la localidad bonaerense de El Palomar, puesto que contrajo virus hospitalarios y un cuadro de meningitis, por lo que debió permanecer cuatro meses internado.

La colaboración puede realizarse a través de la cuenta 01400762 03502151100257, del Banco Provincia de El Palomar, a nombre de Laura Teresa Osler.

En ese tedioso y angustiante proceso post operatorio, Gabriel, papá del pequeño, recordó ante Crónica: "Atravesamos tiempos terribles, que si uno se pone a pensar ahora, no entiende cómo hicimos para sobrepasarlos, ni tampoco la fuerza de mi hijo para salir adelante. Creo que él nos marcó el camino, porque pasamos por todo. Por ejemplo, tras el lavaje que le hicieron en la cabeza los médicos nos dijeron que si no se despertaba no había nada que hacer. Nos llegaron a decir que buscáramos una sala fúnebre".

Un cuadro muy duro

Finalmente en enero de 2017, Marquitos recibió el alta médica, pero con pérdida de visión y de habla, hemiplejia izquierda y con traqueotomía. "No sé de donde saca tanta entereza, su recuperación fue impresionante. Ahora ve y habla, mueve su pierna izquierda", detalló su papá.

No obstante, para avanzar en su evolución, el menor requiere de una bicicleta especial, llamada "Ernibike". Un rodado, creado por un argentino, que fue diseñado para pacientes que necesitan recuperar su movilidad y fortalecer sus músculos. En este sentido, el hombre explicó que "por un lado le permitiría estimular sus músculos y por otro implica la posibilidad de recuperar su vida social y la de la familia".

"Desde hace tres años que no salimos a pasear, dejamos de hacer nuestras actividades, incluso renuncié a mi trabajo", comentó. La bicicleta especial cuesta 50.000 pesos, que a la familia de Marcos le resulta imposible reunir. Por eso, un amigo creó en Facebook el portal "Una bicicleta para Marquitos", a través del cual, en menos de una semana, recaudaron más de 20.000 pesos.

Ilusionado, el papá del chico confesó que "superó" sus expectativas. "Estamos impactados con la ayuda de la gente, no esperábamos esto. Pero lamentablemente tenemos que pedir un poco más, para poder completar lo que nos falta, cualquier ayuda, por más mínima que sea, para nosotros es mucho".

La colaboración puede realizarse a través de la cuenta 01400762 03502151100257, del Banco Provincia de El Palomar, a nombre de Laura Teresa Osler.

Ver comentarios