Donald Trump advirtió que México tiene un año para evitar que las personas lleven droga hacia Estados Unidos. En consecuencia, aseguró que va a terminar con el sistema de asilo a quienes logran poner un pie en su país.

En una conferencia desde la Casa Blanca, periodistas le preguntaron sobre los inmigrantes de Centroamérica que todavía sueñan con alcanzar el "sueño americano" en los Estados Unidos y él les respondió: "No son humanos, son animales".

"Ellos intentan entrar, pero a muchos los frenamos", afirmó. "Ustedes no saben lo malo que son: no son humanos, son animales", remarcó. "Los atrapamos, los liberamos, los volvemos a atrapar. Es de locos", agregó y juzgó a la Justicia que los captura y luego decide ponerlos en libertad.

De esta manera, en la rueda de prensa, el mandatario reclamó al Congreso que haga algo: "Tenemos que deshacernos de todo el sistema de asilo porque no funciona y, francamente, también deberíamos deshacernos de los jueces. No podemos tener un caso judicial cada vez que alguien pone un pie en nuestro territorio".

Trump en la frontera con México, el viernes. (Gentileza: Daily Herald)

A partir de esto, Trump le puso esta semana un nuevo plazo a México: el país vecino tendrá un año para frenar el tráfico de drogas. Por este motivo, en abril de 2020, podría optar por incluir previamente como represalia la aplicación de aranceles a las importaciones, especialmente a la pujante industria automotriz mexicana.

"Si las drogas no paran, porque México puede pararlas si quiere, vamos a imponer aranceles a los automóviles. Los vehículos son muy importantes. Y si eso no funciona, vamos a cerrar la frontera", finalizó.

Ver más productos

Santa Cecilia, en el recuerdo de la iglesia católica.

La iglesia recuerda hoy a Santa Cecilia de Roma

Macri planea resolver la transición por decreto

Macri planea resolver la transición por decreto

El Vaticano contra “la manipulación de la religión”

El Vaticano contra “la manipulación de la religión”

Ver más productos