Tras la publicación del Gobierno nacional en el Boletín Oficial de la resolución 1050/2021 en la cual se retrotraen al 1 de octubre y se mantendrán hasta el 7 de enero próximo, los precios de 1.432 productos de consumo masivo, Crónica.com.ar dialogó con algunos economistas para saber cuál es su opinión sobre la medida.

En cuanto a la resolución, la misma establece la "fijación temporal de precios máximos de venta al consumidor para todos los productores, comercializadores y distribuidores" de 1.432 productos de consumo masivo en todo el territorio nacional.

También requiere "a las empresas que forman parte integrante de la cadena de producción, distribución y comercialización de los productos incluidos (en el listado) a incrementar su producción hasta el máximo de su capacidad instalada y a arbitrar las medidas conducentes para asegurar su transporte y provisión durante el período de vigencia de la presente medida".

En tanto, la normativa indica que la Subsecretaría de Acciones para la Defensa de las y los Consumidores publicará en su página web de forma destacada los precios máximos de venta al consumidor final, para cada uno de los productos alcanzados por la presente resolución.

Congelamiento de precios: productos de todo tipo

Según informó la Secretaría de Comercio Interior, "la lista acordada comprende un diverso espectro de 1.432 artículos, que incluye tanto primeras marcas como productos de pequeñas y medianas empresas".

Por otra parte, garantiza que "en las 23 provincias y en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, la canasta contendrá necesariamente los siguientes rubros: almacén, limpieza e higiene y cuidado personal".

La resolución destaca que "en el último tránsito de la pandemia, coincidente con un fuerte proceso de recuperación económica, se han advertido y verificado aumentos generalizados en el precio de venta de productos tanto de alimentos para la población, así como también de productos de higiene y cuidado personal", y consideró que "resultan irrazonables y no se corresponden con las variaciones recientes de las estructuras de costos de producción".

Además remarcó que "este aumento general de precios afecta especialmente el bienestar general de la población", y subrayó que se trata de un "extremo que exige la toma de decisiones urgentes que establezcan marcos de racionalidad y estabilidad".

La opinión de economistas

Ante la consulta de crónica.com.ar sobre el congelamiento de precios, el economista Martín Burgos sostuvo que "el tema inflacionario es el tema más importante de Argentina junto a la negociación de la deuda, son los problemas que quedaron del gobierno anterior, y hoy lo que estamos viendo es que la inflación tiene varias causas, y claramente no es el dólar el problema porque está clavado en 100 pesos desde abril, que es el oficial y el que importa para estos temas, ni es el déficit fiscal porque hay un equilibrio este año, de hecho, el gobierno fue objeto de discusión, pero está claro que este año hay un equilibrio fiscal importante".

Martín Burgos consideró que este año "hay un equilibrio fiscal importante".

Burgos agregó que "tampoco el tema son los salarios, porque están en su nivel más bajo y de a poco recuperándose, acá la cuestión es que queda muy expuesto el rol de la empresas en toda esta dinámica inflacionaria, que esta recuperando margen, cosa que a fin de año pasado era lógico porque muchas perdieron por la pandemia, cosas que se ven todo el mundo, pero este año ya no tiene mucho sentido ese momento de margen, entonces creo que esta medida tiene por objetivo lograr que se frene y ordene la economía, para que el consumidor sepa a cuánto va a conseguir lo que queire comprar y planificar sus gastos a unos meses".

"Después hay cuestiones importantes, hasta que punto se va cumplir, que pasa si hay un movimiento en los precios internacionales, distintas cosas, pero es una forma de actuar sobre los márgenes a nivel general, en período de tres meses, y en enero vemos como llegamos y que podemos hacer", finalizó diciendo el economista.

En tanto, Claudio Caprarulo argumentó que "el Gobierno reacciona ante una nueva aceleración en los precios. Pero el congelamiento es una solución sectorial para un problema macroeconómico. Puede traer cierto alivio en algunos bienes de forma transitoria, pero si no se resuelven los problemas estructurales de la economía va a tener un impacto bajo, y hasta puede acrecentar los problemas una vez que se cumplan los 90 días".

Claudio Caprarulo dijo que la medida "puede traer alivio en algunos bienes".

"El aumento del precio de los alimentos es un problema que se magnifica en la Argentina por los desequilibrios que acumula nuestra economía pero que se está dando en todo el mundo", agregó Caprarulo.

Otro de los especialistas que habló sobre el congelamiento de precios fue Alfredo Curutchet, quien opinó que "la inflación es un fenómeno multicausal y lo que está pasando es que no hay consenso entre diferentes economistas que tienen diferentes teorías, porque es un fenómeno complejo. La inflación que estamos viviendo es un proceso inercial en donde los aumentos de precios se van retroalimentando, es decir, aumentan los precios, entonces le aumentan los costos a otra empresa y esa empresa tiene que aumentar los costos, como aumenntaron los precios también tienen que aumentar los salarios, y al aumentarlos aumentan los costos".

Alfredo Curutchet opinó sobre la medida del Gobierno.

Curuchet prosiguió diciendo que "al aumentar el dólar aumentan los costos, entoces es un fenómeno inercial, en ese sentido, no hay un sólo instrumento para atacar la inflación y el tema de Precios Cuidados es un instrumento más pero no es una bala de plata, sino que tiene que estar enmarcado en medidas más generales. Me parece que el ministro Guzmán (Martín) tiene un buen diagnóstico sobre el tema inflacionario y se había llevado adelante políticas correctas, ahora el problema que vivimos en este año tiene mucho que ver con el aumento de la inflación mundial que se está viviendo. La idea de coordinar los precios y que la inflación fuera al 35%, un poco tuvo el problema que tuvimos la mala y buena suerte de que aumentaran muchos los precios de las commodities, que haya este proceso de inflación mundial y eso hizo que la misma termine un poco más alto".

Otro de los especialistas que dió su opinión fue Sergio Chouzan, quien dijo que "uno lo que venía viendo las semanas previas era cierta aceleración en los precios de productos básicos, no tiene ningún tipo de basamento y justificación en término de fundamentos de la macroeconomía, uno tiene un tipo de cambio y valor del dólar en todos los segmentos que crece por debajo de la inflación, en el segmento de dólar oficial, el cual determina el precio por el cual las empresas importan, compran los bienes y servicios, sino también los segmentos de cobertura, segmento financiero y haste el ilegal, todos los dólares viajan por debajo de la inflación, entonces no tiene razón de ser, que la suba de precios esté tan desacoplada de los nivels de evolución de dólar, que suele ser uno de los factores principales en la deterninación de peso".

Sergio Chouza criticó la "aceleración de precios" de las semanas previas.