Por Luis Mendoza 
lmendoza@cronica.com.ar 

El Senado aprobó anoche, con respaldo del oficialismo y de la oposición justicialista, el proyecto de Ley de Financiamiento de los Partidos Políticos, que permitirá aportes privados para las campañas electorales y la participación de portales de origen nacional y provincial en la publicidad por medios periodísticos digitales.

La iniciativa, que será girada rápidamente a la Cámara de Diputados para su tratamiento en las próximas semanas, fue sancionada en general por 47 votos, mientras que lo hicieron en contra Fernando "Pino" Solanas y Magdalena Odarda, del espacio progresista. Después de un extenso debate que arrancó antes de las 14 y que se extendió hasta poco después de las 20, solo se plantearon diferencias entre Cambiemos y el justicialismo en el artículo sobre la posibilidad de aporte de los sindicatos.

En la primera votación, el dictamen a favor de avalar los aportes de organizaciones gremiales de trabajadores, reunió 25 votos, mientras que por el rechazo lo hicieron 23, por lo que no reunió la mayoría especial de 37 votos requerida para la sanción de leyes electorales.

En esa instancia, el presidente provisional del Senado, Federico Pinedo, llamó a votar por el dictamen de minoría -de Cambiemos y en contra de los aportes sindicales-, que entonces fue respaldado por el bloque justicialista "para que haya ley", como fundamentó el senador Miguel Pichetto. Ese artículo fue aprobado por 42 votos, mientras que 7 lo hicieron en contra.

Debate

El presidente de la Comisión de Asuntos Constitucionales del Senado, Dalmacio Mera (justicialista), se pronunció a favor de permitir que los sindicatos puedan aportar a las campañas electorales, reclamando al oficialismo -sin éxito- que respaldara esa postura.

"Lo que planteamos es que si le vamos a dar a las empresas la posibilidad de que aporten, es muy difícil impedírselo a los trabajadores. Hay una desigualdad a priori", argumentó. Desde el oficialismo, el presidente del interbloque Cambiemos, Luis Naidenoff, destacó el avance logrado en los debates en las comisiones, con el objetivo de "transparentar los aportes de campaña".

La norma

El proyecto establece que los partidos políticos podrán obtener sus recursos para actividades, a través del financiamiento público y privado, pero fija un tope del 2% de los gastos de campaña, para el aporte de una misma persona jurídica. También prevé que los aportes en dinero sólo podrán efectuarse mediante transferencia o depósito bancario, para lo cual el donante deberá acreditar sus datos de identidad, en tanto las agrupaciones políticas tendrán la potestad de devolver los fondos si así lo determinan.

Además, establece que de los recursos destinados a la inversión en publicidad digital, al menos en un 35% deberá destinarse a portales periodísticos de contenido y producción nacional, y otro 25% a sitios de producción y origen provincial. Por otra parte, prohíbe a los partidos recibir contribuciones anónimas; donaciones de entidades centralizadas o descentralizadas nacionales, provinciales o municipales; de permisionarios, empresas concesionarias o contratistas del Estado; de personas humanas o jurídicas que exploten juegos de azar y de gobiernos o entidades públicas extranjeras, entre otros.

Los medios no podrán difundir encuestas desde ocho días antes de cada elección y hasta tres horas después del cierre de los comicios.

Ver más productos

San Margarito Flores, en el recuerdo de la iglesia católica.

La iglesia recuerda hoy a San Margarito Flores

Macri planea resolver la transición por decreto

Macri planea resolver la transición por decreto

La Amazonia y la destrucción del mundo

La Amazonia y la destrucción del mundo

Ver más productos