María Eugenia Vidal, gobernadora de Buenos Aires, retiró el reclamo ante la Corte Suprema de Justicia de la Nación en relación a la actualización del monto del  Fondo del Conurbano. Finalmente se llegó a una solución que "no afecta los recursos de las provincias", según informó el ministro de Interior, Obras Públicas y Vivienda, Rogelio Frigerio. "La diferencia en el financiamiento la cubrirá mayoritariamente el gobierno nacional", aseguró. 

Con esta medida, la Provincia de Buenos Aires recibirá 20 mil millones de dólares. 

El ministro de Economía de la Provincia de Buenos Aires, Hernán Lacunza, se refirió a la solución negociada entre la gobernadora y la Nación. "Veinte mil millones es mucho dinero, pero lo que debería recibir son 65 mil millones y este es el reclamo que tenemos a Nación, reponer lo que necesita la provincia", expresó el funcionario y disparó: "El desequilibrio lo pagan los contribuyentes". 

"Estamos en la conversación para completar los 65 mil millones. Para que la Provincia de Buenos Aires esté en igualdad de condiciones que Mendoza deberíamos recibir 200 mil millones de pesos y eso es imposible", indicó. 

Sin embargo, reconoció que "es una ayuda". "Esos fondos los teníamos previstos para el 2018 y van a ser volcados a obras sobre todo hidráulicas para evitar inundaciones", detalló.