Tomarse una pinta completamente desnudo, junto a tus amigos, ya es posible en Londres: el legendario pub británico "Coach & Horses", se convirtió en el primer establecimiento con la licencia para hacerlo, en la capital británica.

“Los clientes pueden venir, pedir una cerveza, un vaso de vino o un gin-tónic y cuando ellos quieran pueden quitarse la ropa y simplemente relajarse”, relató el dueño del local, Alastair Choat.

“Es divertido y es una expresión de libertad absoluta. Da igual cómo seas o quién eres, al final del día todos somos homo sapiens”, agregó el orgulloso propietario.

El permiso que adquirió este comercio situado en el corazón del Soho -zona céntrica londinense- le permite organizar veladas en las que tanto los empleados como los clientes pueden desvestirse si así lo desean.

El dueño del bar solicitó esta autorización para protestar contra la cadena de cervecerías "Fuller’s", que posee más de 350 pubs en Londres y que ahora pretende quedarse con el Coach & Horses.

Choat teme que lo conviertan en un bar más dentro de su imperio y, por ello, declaró que estaban dispuestos a quitarse la ropa para evitarlo.

Para darse a conocer, los miembros del pub inglés ya han publicado un calendario de desnudos y han iniciado una recogida de firmas y fondos con el fin de presionar a las autoridades locales para que cambien la ley y les permitan seguir arrendando el establecimiento.

Por su parte, un portavoz de Fuller dijo que el pub “debería ser una de las gemas” en su negocio y subrayó que habían hecho “una inversión financiera significativa” en el sitio.

“Tenemos un historial de conservación de pubs icónicos en Londres, y este no será una excepción”, sentenció la firma.