El partido entre Estudiantes de Río Cuarto y Central Córdoba de Santiago del Estero, por el Pentagonal final del Federal A, terminó en una batalla campal cuando igualaban 2 a 2.

Iban 45 minutos del segundo tiempo, cuando un grupo de hinchas del local invadió el campo de juego en desacuerdo con un penal que, estaba mal sancionado.

Los incidentes se prolongaron por más de cinco minutos, hasta que el árbitro del encuentro, Luis Lobo Medina, dispuso la suspensión del encuentro. Ahora, habrá que esperar la resolución del Tribunal del Consejo Federal.