Bomberos y agentes de la  Defensa Civil de Bahía Blanca debieron movilizarse para rescatar a un nene de 3 años, cuya cabeza había quedado atrapada entre las rejas de una ventana de la vivienda en la que vive en la ciudad bonaerense de Bahía Blanca.

"El menor estaba jugando cuando en un momento dado metió su cabeza por la parte de abajo de una ventana enrejada", sin que sus familiares pudieran liberarlo, dijo este miércoles José Luis Holzman, director de Defensa Civil.

"La familia llamó al 911, con lo que acudieron rescatistas y bomberos con herramientas especiales, de las que utilizan para cortar o doblar metales, con las que forzaron parte de la reja y liberaron al pibito", apuntó.
 
El chico, que estaba jugando cuando ocurrió el hecho,  se encuentra en buen estado de salud