Roque Pérez es una ciudad bonaerense que tiene un poco más de 10 mil habitantes, rodeada de campos con empresas de producción avícola y porcina. Allí, Criave la rubrica más importante de la zona, la cual procesaba 100 mil pollos por día, quebró y sus dueños aseguran que no pueden pagar las boletas de gas y de luz. Por su parte, un grupo de reducido de trabajadores resiste y solo percibe la mitad su sueldo.

En la misma se empleaban 500 personas, pero a su vez otros 2.500 ciudadanos trabajaban en forma indirecta. En la principal fuente laboral se criaban y faenaban pollos, los cuales en 2008 eran también exportados a Rusia y Hong Kong.

Germán Barco,  uno de los trabajadores habló con la prensa y dijo:"Los dueños decían que no podían pagar la luz, el gas y los insumos para los pollos y eso se empezó a ver reflejado". Más tarde recordó: "Pelábamos 100 mil pollos por día y ahora solo 40 mil".

Más tarde, otros trabajadores indicaron que la empresa, en el 2001 superó la crisis y ahora, "estamos cocinando para 260 personas. Hacemos ollas populares”, para luchar por la fuente laboral.