Santi Maratea realizó un salto de las redes a la televisión argentina con su aparición en el programa de Andy Kusnetzoff. En el segmento llamado "punto de encuentro", con las luces del estudio bajas y una pequeña fogata en el centro del escenario, Santi decidió hablar de la muerte de su madre.

Cuando Kusnetzoff le preguntó a sus invitados “Si tuvieran la máquina del tiempo y pudieran volver a un día por varias horas. ¿Qué día sería y qué harían?", el influencer contestó que iría a hablar con su madre, Mariana, quien se quitó la vida en 2019. Aclaró que no le pediría explicaciones, sino que buscaría algo de cierre: "Murió repentinamente y cuando alguien se muere así muy rápido uno igual quiere cinco minutitos

“Mi mamá se suicidó y para mí eso es muy interesante porque me obliga a incluirme en el proceso de la muerte de una madre”, contó Maratea.

Entrando en confianza, el infuencer compartió algunos detalles de su relación con su madre, quien confesó fue muy criticada en vida: “Yo siempre le decía ‘alejate de esa gente, que es una mierda.’ Ella era igual, ella hablaba de los vecinos, de cómo se viste el de al lado... Y yo siempre la banqué, con lo que ella decidía y por ahí los vecinos criticaban.

Continuó hablando del entierro de su mamá, donde él habló frente a esa misma gente: "Y yo decía qué injusto porque ellos se van a ir de acá diciendo ‘mirá como terminó Mariana’, qué le habrá pasado. Yo la voy a bancar a mi vieja siempre.

El joven de 28 años cerró el momento volviendo a la pregunta disparadora: “Si pudiera hablar con ella no le preguntaría por qué lo hizo. Hablaría como hablé siempre. Conocer te ayuda a respetar y a mí me gusta mucho pensar que un día voy a entender lo que pasó. Y va a ser muy sabio.

Así lo contó Sanitago Maratea en el programa de Andy Kusnetzoff

La repercusión en las redes

Aireado el programa, los 1.2 millones de seguidores del instagramer le hicieron llegar su apoyo en las redes sociales, llevando su nombre a las tendencias de Twitter. Maratea no dudó en devolver los agradecimientos:

Santi Maratea tuvo su origen en las redes, el oriundo de San Isidro se lanzó al estrellato gracias a sus posteos y su trabajo solidario. En febrero de este año realizó campañas para ayudar a la comunidad Wichi en Salta, y ayudó a recaudar fondos para Emmita, la bebé de 11 meses que necesita el medicamento más caro del mundo para vivir. 

Si Usted, o algún familiar o allegado suyo, está experimentando pensamientos de suicidio, puede llamar al 135 (línea gratuita desde Capital y Gran Buenos Aires), (011) 5275-1135 o 0800 345 1435 (desde todo el país) las 24 hs.

Ver comentarios