Los comerciantes y habitúes del mercado de la Villa de Etla, en Oaxaca ( México), se toparon con una triste noticia. 

Juana Santiago Chávez, de 85 años y quien vendía alimentos en la puerta del mercado, había fallecido. La octogenaria murió sentada en el lugar donde ponía su puesto diariamente.

Juana ofrecía maíz, frijol y verduras a la gente. La comida la llevaba de su comunidad de origen, en San Juan Bautista Jayacatlán.

El miércoles pasado realizó el mismo ritual pero tras montar su puesto, se sentó y ya no despertó. Así la encontraron los comerciantes ya sin vida y con la cabeza recargada en sus rodillas.

Cuando los paramédicos llegaron al lugar constataron el deceso y determinaron que la muerte fue por causas naturales.

Usuarios de redes sociales remarcaron que el caso de Chávez muestra la pobreza que viven las personas en Oaxaca. Con más de 80 años, la mujer seguía trabajando para sobrevivir.

Chiapas y Oaxaca encabezan la lista de las entidades más pobres del país, de acuerdo con un informe del Consejo Nacional de Evaluacion de la Politica de Desarrollo Social (Coneval). 

Ver más productos

El beato Marco Antonio Durando, en el recuerdo de la iglesia católica.

La iglesia recuerda hoy a Marco Antonio Durando

Perón y Evita, una nueva era política en el país

De Perón a Fernández, un país siempre convulsionado

Los feligreses demostraron la devoción por la Virgen en su día (Carlos  Ventura - Diario Crónica)

Ceremonia impregnada de espíritu bergogliano

Ver más productos