La capital inglesa no sale de su asombro y conmoción tras el caso de un "depredador sexual" que ató a una mujer y la obligó a escuchar los gritos de sus hijos mientras los violaba, y ahora el despreciable sujeto enfrenta 37 cargos, entre ellos, siete de violación, un cargo de violación de un niño, siete cargos de secuestro y otros cargos a causa de su depravación sexual contra las víctimas.

Joseph McCann (34), es un depravado que está siendo juzgado en el Old Bailey de Londres por violaciones múltiples y secuestro que involucran a once víctimas, en tan solo tres días entre abril y mayo de este año.

Entre sus víctimas está una mujer a la que ató con un cable eléctrico a la cama, y a la que obligó a escuchar los gritos de su hija de 17 años y su hijo de 11 mientras violaba a ambos en la habitación contigua.

El fiscal, John Price, explicó que una de las presuntas víctimas, una mujer de 25 años, fue secuestrada mientras se dirigía a su casa, al este de Londres, después de la medianoche del 25 de abril. "La arrastró a un coche cercano, donde la metió y se marchó”, dijo el fiscal, quien relató que la mujer fue violada “muchas veces” durante las siguientes 14 horas y sometida a actos de “depravación y violencia impactantes”.

En total, se lo acusa McCann de 37 cargos, entre ellos, siete de violación, un cargo de violación de un niño, siete cargos de secuestro y otros cargos a causa de su depravación sexual contra las víctimas. El desafiante violador múltiple culpa de todo a la policía: "Si me hubiesen atrapado durante los dos primeros, el resto no habría sucedido".

Ver más productos

La Iglesia recuerda a San Juan Diego Cuauhtlatoatzin

La Iglesia recuerda a San Juan Diego Cuauhtlatoatzin

Stiglitz le dio una mano a Guzmán y y ya habló con el FMI

Stiglitz le dio una mano a Guzmán y y ya habló con el FMI

Los feligreses demostraron la devoción por la Virgen en su día (Carlos  Ventura - Diario Crónica)

Ceremonia impregnada de espíritu bergogliano

Ver más productos