Delincuentes hicieron estallar en horas de la madrugada del lunes un cajero automático en pleno centro de la localidad bonaerense de Ramos Mejía.

El hecho ocurrió en un cajero de la red Banelco del Banco Galicia, ubicado en un local de Tarjeta Naranja, sobre la avenida Rivadavia 14220, esquina Necochea, de la mencionada localidad del partido de La Matanza.

Alrededor de las 2, un grupo de ladrones conectó una soldadora a la batería de un auto e hicieron detonar la máquina expendedora de billetes.

 

De acuerdo con el testimonio de los vecinos, varias personas escaparon en un auto negro y en una moto luego de la explosión.

Según se supo, el cajero no había recibido la carga que habitualmente se efectúa durante el fin de semana. Por ese motivo, se estima que los malvivientes no se hicieron con más de 50 mil pesos.

"A simple vista no llegaron a robar nada. Falta que el banco lo confirme, pero aparentemente la última vez que se había cargado este cajero fue el jueves y no habría más de 40 o 50 mil pesos en los cartuchos", dijo un jefe policial de la zona.

El caso es investigado por la Unidad Funcional de Instrucción (UFI) 9 de La Matanza, quien ordenó que se preserve la zona para el trabajo de los peritos, mientras que la policía ya pidió las imágenes de las cámaras de seguridad del cajero y de los comercios vecinos para intentar identificar a los delincuentes.