“Creo que dentro de 10 años voy a estar haciendo lo que me gusta y disfrutando mi vida” . Eso era lo que soñaba Fernando Báez Sosa . No pudo ser: al poco tiempo de escribir esas líneas, el joven que por entonces tenía 18 años fue asesinado por una patota de rugbiers, a la salida de un boliche en Villa Gesell.

La carta, escrita de puño y letra, fue encontrada hace pocos días por sus padres, en una caja donde el infortunado Fernando guardaba algunos recuerdos y objetos personales. En ellas se reflejan sus deseos y esperanzas, esos que quedarán truncos en la madrugada del 18 de enero del año pasado.

¿Qué dice la nota? “Creo que dentro de 10 años voy a estar haciendo lo que me gusta y disfrutando mi vida. Poder cumplir los sueños, objetivos y expectativas que tengo, darles regalos a mis padres, tratando de darles lo que me dieron. Espero ya tener una pareja, una estabilidad y comodidad económica. Amor, familia, amistades, cariño, unión, felicidad, conocimiento. Viajar, conocer y conectarme ”, se lee.

En otro párrafo, Fernando se define a sí mismo. “Mi misión es conectar, amar, brillar y servir. Mis valores centrales son: amistad, independencia, placer, relaciones valiosas y el tiempo libre al servicio de las personas, la exploración de la mente, los deportes y la autoayuda”, cuenta.

Fernando era hijo de Silvino Báez, encargado de un edificio, y Graciela Sosa, cuidadora de ancianos. Vivía en el barrio de Caballito y tras haber culminado sus estudios secundarios en el Colegio Marianista (gracias a una beca, ya que sus padres no contaban con recursos económicos para pagar la cuota), se había anotado en la Universidad de Buenos Aires para estudiar Derecho. En enero del año pasado se fue de vacaciones a la Costa, sin imaginar su fatal destino.

La pelea que acabó con su vida se produjo en la puerta del boliche Le Brique, en la calle 3 y 102, de la zona céntrica de Villa Gesell, donde una patota compuesta por diez jóvenes de entre 18 y 20 años, todos oriundos de la localidad bonaerense de Zárate, se tomó venganza de una discusión que habían mantenido en el interior del local con el grupo de amigos que integraba Báez Sosa. Los agresores, en su mayoría jugadores de divisiones juveniles de rugby del Club Náutico Arsenal Zárate, lo golpearon hasta dejarlo en el piso, inconsciente. Según las pericias, una patada en la cabeza fue la que le produjo la muerte.

Por el hecho están cumpliendo prisión preventiva en el penal de Melchor Romero, en La Plata, Máximo Thomsen (de quien se sospecha que aplicó el puntapié fatal); los hermanos Ciro, Luciano y Lucas Pertossi; Enzo Comelli; Matías Benicelli; Blas Cinalli y Ayrton Viollaz. Todos ellos fueron imputados como coautores del delito de "homicidio doblemente agravado por alevosía y por el concurso premeditado de dos o más personas" . Más tarde, el proceso judicial derivó en un cambio de carátula: Thomsen y Ciro Pertossi fueron calificados como coautores del homicidio y el resto como partícipes necesarios. Alejo Milanessi y Juan Pedro Guarino quedaron en libertad. Todos aguardan que el caso sea elevado a juicio, aunque aún no se fijó fecha para esa instancia.Melchor Romero, en La Plata, ThomsenCiroLuciano y Lucas Pertossi; Enzo Comelli; Matías Benicelli; Blas Cinalli y Ayrton Viollaz.Thomsen y Ciro Pertossi fueron calificados como coautores del homicidio y el resto como partícipes necesarios. Alejo Milanessi y Juan Pedro Guarino quedaron en libertad. Todos aguardan que el caso sea elevado a juicio, aunque aún no se fijó fecha para esa instancia.

Ver más productos

Huevos de chocolate caseros para una Pascua en crisis

Huevos de chocolate caseros para una Pascua en crisis

Macri lanza su libro de memorias y no se guarda nada

Macri lanza su libro de memorias y no se guarda nada

Le diagnosticaron leucemia a los 14 y vivió para contarlo

Le diagnosticaron leucemia a los 14 y vivió para contarlo

10 libros para regalar el Día de la mujer

10 libros para regalar el Día de la mujer

El detrás de escena de Alberto Fernández

El detrás de escena de Alberto Fernández

30 discursos que cambiaron el mundo

30 discursos que cambiaron el mundo

Jeff Bezos, CEO de Amazon

Jeff Bezos: cómo fue el camino al éxito del CEO de Amazon

La educación que necesitamos

La educación que necesitamos

Llegar a la tercera edad siendo jóvenes

Llegar a la tercera edad siendo jóvenes

Ver más productos