Cinco meses pasaron de la noche del 25 de noviembre del año pasado, en la que se produjo un suceso en un departamento de Nueva Córdoba que dejó a todos perplejos: una mujer le cortó los genitales a su amante.

Por primera vez, Brenda Micaela Barattini, la atacante de 26 años, habló con la prensa y dio su versión de los hechos. Desde la cárcel de mujeres, contó las razones por las que atacó a su amante de 40 años.

"Yo lo herí con una tijera, le corté el miembro, el pene, no los testículos. Le corté el pene pero no completo. Lo herí, no hubo ni amputación; esta persona camina, no usa bastón", detalló la acusada, quien sostuvo que la víctima le hizo "mucho daño" y lo que hizo "no se le hace a ningún ser humano".

"A mí me generó un daño psicológico muy grande vulnerando mi intimidad, y eso no se hace. Ni a una mujer, ni a un hombre, ni a nadie. Yo respondí, quizá no de una manera correcta, pero respondí", agregó la joven, y confirmó que la persona "vino a mi casa, lo herí. Lo quería herir en ese lugar. Como a mí me hirieron, yo herí".

Por otra parte, Felipe Trucco, uno de los abogados de la víctima, recalcó que "fue un hecho de extrema violencia y peligrosidad, especialmente porque no encontramos aún por qué esta persona lo hizo".

El querellante habló en nombre de su cliente de 40 años y aseguró que no existió nada anterior, "ningún enojo" ni nada que hiciera presumir que podía ocurrir algo tan drástico. De este modo, le restó validez a la versión de la joven, que habla de que a ella la habían "humillado" antes de provocar la herida

Asimismo, explicó que su cliente sigue afectado por lo que sucedió y, en términos anímicos, está "mal".