La vicepresidenta Cristina Fernández de Kirchner se reunió este martes con los bloques de diputados y senadores del Frente de Todos, en un encuentro que se llevó adelante en el Salón Azul del Congreso.

Al mencionar los incidentes ocurridos el pasado sábado en el barrio de Recoleta, la ex mandataria convocó a "ponerse atentos" ante el riesgo de que "se quieran llevar sin darnos nada" las riquezas naturales del país, como "alimentos, energía y litio".

Cristina Kirchner luego trazó un paralelismo entre los incidentes que protagonizaron sus seguidores con la Policía de la Ciudad, y la represión del 19 y 20 de diciembre del 2001.

 

 

"Yo me acuerdo del 2001. Y realmente cuando uno ve a los protagonistas de lo que pasó sábado, ve que se encuentra con los mismos o casi los mismos protagonistas de lo que pasó en el 2001", enfatizó la Vicepresidenta.

Sobre esta línea, destacó que esa "disputa de creer que la autoridad es apretar, de aprietes, de locura, de la falsa autoridad fue la misma (locura) que lo llevó a un presidente en el 2001 a firmar un decreto de Estado de sitio".

Por su parte, la ex mandataria hizo referencia directa a Patricia Bullrich, al involucrarla con las escenas de violencia vividas en 2001.

 

 

"Casualmente un grupo que tenía nombre de una comida, el sushi. ¿Se acuerdan? Yo por lo menos me acuerdo porque lo integraban los hijos del Presidente, una ministra que ahora es la Presidenta del PRO (Bullrich). Se acuerdan. Bueno, fue el que lo impulsó a firmar ese decreto de necesidad y urgencia a De la Rúa para que diera muestra de autoridad y no quedara como un pusilánime", apuntó la Vicepresidenta.

Además, consideró que es necesario "replantear" la relación entre el Estado nacional, las provincias y el distrito porteño para lo cual propuso que se "repiense un poco el tema de esta bendita Ciudad de Buenos Aires que es la capital de todos los argentinos y que, de repente, una policía política se ha apoderado de la seguridad de las calles".

 

Ver comentarios