El presidente Alberto Fernández y el ministro de Economía, Martín Guzmán, presentaron políticas para el sector hidrocarburífero en un acto que se realizó este martes en la Casa Rosada.

El primer mandatario, en ese marco, habló por primera vez en público de la renuncia a la Secretaría de Comercio Interior de Roberto Feletti, quien este lunes anunció su salida del Gobierno por diferencias con el jefe del Palacio de Hacienda.

Ubicado junto al ministro de Economía, el Presidente volvió a analizar cómo la guerra Rusia-Ucrania afecta el precio de los alimentos en todo el mundo y manifestó: Hoy lo hablaba con Feletti, a quien aprovecho para despedirlo y darle las gracias por el trabajo realizado”.

“Él me contaba cómo se dispararon los precios y lo escuché con mucha atención porque es alguien que ha trabajado codo a codo con nosotros y puso su empeño, pero le tocó enfrentar un momento muy singular”, agregó.

Por otra parte, el primer mandatario consideró que el Gobierno está "dando los pasos serios, sensatos, firmes, en conjunto para que de una vez por todas la Argentina se ponga de pie de una vez y para siempre", con el fin de que "caminen todos, no solo algunos".

Además, estimó que "Argentina tiene una formidable oportunidad para el futuro" en un marco en el que el mundo "demandará alimentos y energía". "Tenemos una oportunidad única: el mundo demanda todo lo que la Argentina tiene", aseveró el jefe de Estado.

Medidas para el sector energético

"Tenemos todo lo que el mundo demanda en materia energética. El gas es una energía de transición y la Argentina es una fuente de gas enorme con un potencial de exportación inmenso", afirmó Fernández en el acto, durante el cual se anunció un régimen especial de acceso de divisas para la producción hidrocarburífera.

En ese contexto, el Presidente anticipó que el Poder Ejecutivo enviará al Congreso Nacional un proyecto de ley que buscará "establecer claramente en qué condiciones se promueve la creación de plantas de licuefacción (licuación) de gas y su funcionamiento", además de permitir otorgar "certeza en el futuro para las inversiones" en esa área.

"Tenemos que poner la atención en la planta de licuefacción de gas para que la hagamos cuanto antes. Seguro vamos a tener el financiamiento y los socios que hagan falta", cerró el primer mandatario.

El discurso de Alberto Fernández