@melinardguez

Un delincuente armado ingresó a robar a un kiosco "inteligente" de  Hurlingham y, a los pocos segundos que sacó su revólver e intentó atacar a una empleada, la seguridad del local se activó y espantó al ladrón, quien terminó escapando a las corridas del lugar. El dueño del negocio se indignó por la inseguridad pero celebró la eficiencia del sistema que logró frustar el asalto sin aplicar ningún tipo de violencia. Cámaras captaron la secuencia completa.

El tremendo suceso ocurrió este martes por la tarde en un kiosco situado en la avenida General Roca al 1200, entre las calles Crucero General Belgrano e Isabel la Católica, cuando un ladrón entró a un local con fines delictivos y terminó huyendo del negocio totalmente confundido, asustado, sin concretar el robo ni herir a ningún empleado gracias al sistema de seguridad del negocio.

El malviviente pensó que se trataba de un negocio tradicional, entró armado al local, abrió la ventanilla donde se suponía que estaba la empleada y se llevó una gran sorpresa: detrás del "mostrador" había una cavidad cerrada y, durante el tiempo que perdió fingiendo ser un cliente, los trabajadores que estaban en otro lugar físico advirtieron su actitud sospechosa y activaron el cierre del portón del negocio. Al darse cuenta de lo que estaba sucediendo, el delincuente debió salir corriendo horrorizado y se salvó de milagro de no quedar atrapado dentro del local. 

La explicación

Sergio Daniel Iribarren, el dueño del negocio, relató: "El delincuente se hizo pasar por un cliente, utilizó la pantalla táctil del local y solicitó la opción de pagar facturas. De inmediato, la cara de una empleada apareció en esa pantalla y la chica le comunicó al ladrón que estábamos sin servicio en ese momento. El hombre pensó que esa trabajadora estaba dentro de ese negocio y empezó a buscarla por todos lados. Lo que no sabía es que nos manejamos vía streaming y que la empleada estaba a unas 10 cuadras del lugar". 

Se manejan vía streaming.

Continuó: "El ladrón, luego de observar hacia todas las direcciones del negocio, notó la presencia de un buzón. Él creyó que si lo abría se iba a encontrar con la chica o con el cajero que sí trabaja allí. Por lo tanto, se animó a correr la ventanilla e introdujo su arma. Sin embargo, ésto también estaba pensado y tampoco resultó exitoso".

"Éste buzón es común en varios negocios. El cliente puede abrir la ventanilla para colocar el dinero y, una vez depositado, el empleado opta por desbloquear la puerta de seguridad para tomar el efectivo y dejar el producto seleccionado previamente a través de la pantalla táctil", aclaró.

Mientras que trascurría el suceso, nuestros empleados notaron la actitud sospechosa del delincuente a través de las cámaras de seguridad y activaron el cierre automático del portón del negocio. Por lo tanto, el ladrón, sin llegar a entender lo que había pasado, corrió para escapar y no quedar atrapado en el local.

"Nuestra intención nunca fue atraparlo, ésta también fue una cuestión a tratar. Si se quedaba encerrado, corría riesgo nuestra tecnología y era una situación engorrosa a la que no queríamos llegar. El portón no cuenta con una potencia especial para ser cerrado rápidamente ya que nuestro fin es ahuyentar a estos ladrones. También, sirve para alejar a pandilleros", agregó.

El origen

Iribarren trabajó en un kiosco tradicional durante años y, cansado de ser víctima de la inseguridad, quiso mudar el negocio a una zona más segura. Durante ese tiempo de traslado, ladrones ingresaron al local antigüo nuevamente y lo desvalijaron. En ese momento, notó la necesidad de crear una forma distinta para poder continuar en el rubro.

"Me junté con un par de socios y planteamos la necesidad de un sistema de seguridad diferente. Hicimos una lluvia de ideas, intercambiamos opiniones y realizamos sugerencias. Luego de tener un plan, pusimos manos a la obra", contó. 

"Además de trabajar en el kiosco, trabajé en una carpintería. Así que me doy maña con las creaciones de muebles. Empecé con eso y, luego, entre todos, fuimos tomando ideas de todos los sectores y las adaptamos al nuestro.Tomamos inventos ya conocidos como lo es el buzón, las pantallas táctiles que vemos en los centros comerciales más grandes, un servicio virtual que ya está implementado en países como España y un portón común, sin ninguna potencia especial", manifestó. 

Al concluir, expresó: "Finalmente, nos animamos a abrir el mayo de este año. Los robos siempre son una desgracia pero, gracias a esto, pudimos comprobar la eficiencia de este servicio. Incluso, el sistema de autoservicio que incluye pantallas táctiles y no muestra los productos al cliente, evita los típicos robos de manoteos. Finalmente, después de tanto, nos está yendo bien y estamos contentos con eso". 

Sistema de seguridad 

Si bien cada vez son más las implementaciones digitales en materia de seguridad, el dueño de este negocio manifestó que es el primer kiosco en poder adaptar las tantas ideas de otros sectores para poder trabajar con menos riesgos en materia de inseguridad. "Es el único local que existe, no hay otro, no hay algo similar", aseguró. 

En tanto, el especialista en seguridad Martín Durán explicó: "Cada vez son más los comercios que implementan nuevas medidas digitales en materia de inseguridad. Los robos cada vez son más violentos y la gente necesita anticiparse a ellos".

Continuó: "Estas medidas de seguridad son parte de la evolución y creo que cada vez se apunta cada vez más al autoabastecimiento del ser humano".

Al concluir, agregó: "Si bien en un principio estas medidas de seguridad suelen ser costosas, luego el precio de las tecnologías tiende a bajar. Siempre comienzan siendo caras y después se convierten en más accesibles. Antes, sólo las grandes empresas tenían cámaras de seguridad".

Ver más productos

La iglesia recuerda hoy a san Martin de Tours

La iglesia recuerda hoy a san Martin de Tours

Macri planea resolver la transición por decreto

Macri planea resolver la transición por decreto

La Amazonia y la destrucción del mundo

La Amazonia y la destrucción del mundo

Ver más productos