Una adolescente china intentó subastar su virginidad para poder comprarse un iPhone 8 y recibió una lección que no olvidará. La menor de 17 años publicó su curiosa oferta en un foro de Internet.

Su primera relación la avaluó en unos 2.600 euros, según informa el Daily Mirror. Su aviso fue visto por Nana, una videobloguera que presenta un programa en China.

La joven Xiao Chen le explicó a Nana que una de sus amigas durmió con un hombre rico y ganó dinero fácilmente y le dijo que quería hacer lo mismo. Quería encargar el nuevo iPhone 8, que todos sus amigos ya tienen.

Nana intentó convencer a la joven de que no prosiguiera con su plan, pero la joven insistió en conseguir dinero a toda costa. 

En la grabación, se ve a Xiao Chen dentro de la habitación de un hotel con el aparente "cliente", que lleva consigo un iPhone 8 para ganarse su confianza.

De repente entran en la escena tres hombres, uno de ellos con una cámara en la mano, que le espetan a la chica que quieren "pasarlo bien". La joven, asustada, se agarra a la cama y Nana sale del baño de la habitación del hotel para parar la escena. 

"Bien, ahora es demasiado tarde (...) No merece la pena vender nada solo por un teléfono", afirma Nana, cuando Xiao ya está aterrada.