El presidente de River, Rodolfo D'Onofrio, dijo que no estaría presente en la reunión que la AFA realizará para elegir al árbitro de la Supercopa ante Boca, el próximo 14 de marzo en Mendoza. Sin embargo, con el correr de las horas, confirmó su asistencia.

D'Onofrio tomó la primera decisión al mostrarse disgustado y molesto por el arbitraje de Jorge Baliño del pasado domingo en el encuentro ante Godoy Cruz de Mendoza (2-2) en el estadio Monumental. Pero finalmente decidió ir al cónclave.

La reunión entre los representantes de River y Boca, más los de la Superliga, se llevará a cabo para elegir el árbitro del partido decisivo y contará con la presencia tanto de D´Onofrio como de Daniel Angelici, mandamás del Xeneize.

"En estos momentos es cuando todo River tiene que estar más unido que nunca. Nos podrán golpear, quebrar jamás!!!! Abrazo a todos", había señalado el mandatario Millonario a través de Twitter tras la polémica que se generó por el mal arbitraje de Baliño.

El próximo jueves 22 era la fecha prevista para reunirse pero D’Onofrio pidió posponer el encuentro para la primera semana de marzo. Es decir, en los días previos al citado encuentro.

El partido se disputará en el estadio "Malvinas Argentinas" de Mendoza, y en principio el árbitro saldrá de una decisión conjunta entre las partes involucradas.

Tras el partido frente a Godoy Cruz el entrenador Marcelo Gallardo había solicitado el sistema VAR para la Supercopa, incluso el presidente de Boca se comunicó con Horacio Elizondo, director nacional de arbitraje, para solicitarle que haya asistente de video (VAR) para la mencionado final.