El Banco Central anunció un aumento de la tasa de política monetaria al 60%, decidió incrementar en 5 puntos los encajes bancarios y vendió US$ 330 millones de reservas.

Todas estas medidas fueron decretadas en una jornada marcada por la escalada del dólar, que llegó a cotizar en algunas casas de cambio a más de 41 pesos, pero que terminó cerrando en $39.87.

Los transeúntes que circulaban por la city porteña se vieron sorprendidos por el precio de la moneda estadounidense y algunos hasta se sacaron fotos con la pizarra electrónica donde figuraba la histórica cotización.